Seguro Mini Cooper - Información Útil

El Mini Cooper es un utilitario pequeño perfecto para circular por las calles de la ciudad a diario. Un uso que podría influir negativamente en la póliza a la hora de contratar un seguro para él. Sin embargo, no será el único, sino la aseguradora también tendrá en cuenta otros factores como tu historial al volante e, incluso, ciertas características técnicas del vehículo. Así, nos encontramos con que el precio medio de las pólizas a terceros para él oscilan entre los 218 euros –de la versión Cooper de 136 CV automática– y los 321 euros –de la Cooper S de 175 CV–.

Mini Cooper, un pequeño coche para desplazarse por la ciudad

Este pequeño y legendario coche de origen inglés tiene una historia muy larga que se remonta a finales de los años 50 y, aunque estuvo a punto de desaparecer, renació en 2001 con BMW, cuando la firma creó la nueva marca Mini y lanzó al mercado los nuevos Cooper y One.

Se trata (como decíamos y como su propio nombre indica) de un vehículo de reducidas dimensiones (3,6 x 1,6 x 1,4 metros) creado para desplazarse fácilmente por los núcleos urbanos.  No obstante, tiene cuatro plazas y está disponible en carrocerías de tres y cinco puertas e, incluso, tiene una versión cabrio. En definitiva unas prestaciones que le convierten en un vehículo urbano por excelencia, perfecto para circular fácilmente y estacionar sin problemas.

Sin embargo, utilizar el coche a menudo puede afectar negativamente en el precio del seguro, pues las aseguradoras consideran que hacerlo eleva el riesgo de sufrir un siniestro. El tipo de ciudad por la que transites también podría hacerlo, pues el intenso tráfico o las prisas diarias propias de los grandes núcleos agrava esta cuestión. Si vamos más allá, incluso dentro de un mismo código postal podemos encontrar diferencias de precio en el seguro, en función de si residimos en una zona más conflictiva, por ejemplo.

Para que te hagas una idea, el precio medio de un seguro a terceros para la versión con menos potencia e ideal para los recorridos urbanos, el Cooper 105, es de 272 euros y para una póliza a todo riesgo con franquicia por 381 euros. Si quieres contratar un seguro completo sin franquicia el precio medio es de 762 euros.

La antigüedad de tu Cooper afectará al seguro

Además, para las compañías también es importante la antigüedad del coche y, es posible, que tu Cooper sea de las primeras unidades, que llegaron en 2001 y, por tanto, tenga ya más de una década. En ese caso, a partir de diez años de antigüedad te vas a encontrar ante trabas para optar a ciertas coberturas más allá del seguro a terceros. En estas circunstancias la aseguradora no suele querer arriesgarse a cubrir un coche que pueda estar deteriorado, por lo que, por regla general, limitará las coberturas o elevará el importe de la póliza.

Cabe subrayar que es importante adaptar el nivel de coberturas a la edad de tu coche. Puedes reducir tus gastos anuales en el seguro de coche a la mitad básicamente pasando de un tipo de póliza a todo riesgo a una básica. Si no quieres perder ciertas protecciones, puede tener sentido que sigas contratando las coberturas contra robo, incendio o rotura de lunas, por ejemplo. Así, el precio medio de una póliza a terceros para la primera versión y más vendida la Cooper es de 277 euros y en el caso de querer un seguro a todo riesgo con franquicia, el importe es de 406 euros.

El perfil del conductor: el Mini Cooper para los jóvenes

Dado su reducido tamaño y su estilo deportivo, el Mini Cooper es un coche ideal para un perfil de conductor joven. La edad de la persona que figura como tomador del seguro, sin embargo, es uno de los elementos que las aseguradoras valoran a la hora de tarificar. Así, asegurar un vehículo para un conductor novel suele ser complicado, pues se estima que este target suele ser más imprudente que un conductor con experiencia. Algo que puede acabar encareciendo la prima.

Para paliar este problema hay aseguradoras que ofrecen seguros especializados para jóvenes a buenos precios, por ejemplo, Mapfre tiene la póliza YCAR para conductores de entre 18 y 30 años. Ell seguro Autoflexible de Axa es otro buen ejemplo. Dicho lo cual, el precio medio de un seguro básico para una de las versiones más juveniles, la Cooper Cabrio, es de 248 euros, a todo riesgo con franquicia, de 412 euros y sin franquicia, de 820 euros.

Otro de los perfiles de conductor que puede tener el Cooper es el de una persona que utiliza este tipo de coche para la ciudad, pero que para los desplazamientos largos posee otro vehículo más grande y familiar. Así, el precio medio de una póliza a terceros para la versión Cooper S - la más cara de la gama- es de 327 euros, para una póliza a todo riesgo con franquicia, el importe medio es de 554 euros y a todo riesgo sin franquicia, de 1.165 euros. En cualquier caso, te recordamos que existen compañías que realizan una rebaja en la prima si aseguras todos tus vehículos con ellos.

La seguridad del Mini Cooper

Los sistemas de seguridad son un elemento importante para fijar la prima, ya que cuanto más seguro sea un vehículo, menos probabilidades tendrá de sufrir un accidente y, esto, puede reducir el precio de la póliza. En este caso, el Mini Cooper obtuvo cuatro estrellas en los test de seguridad de EuroNCAP el pasado 2014. Este pequeño está equipado con seis airbags, sistemas de anclaje ISOFIX para sillas infantiles, asistente de frenada, control dinámico de estabilidad, asistencia en aparcamiento, etcétera.

Compara 30 aseguradoras en 3 minutos y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

COMPARAR SEGUROS

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR