Información útil para asegurar un Santana

La marca española Santana se caracterizaba por su especialización en vehículos todoterreno con tracción total (4x4) y camiones. Por desgracia, desapareció en 2011 tras una trayectoria de más de cinco décadas ligada a la historia automovilística de nuestro país, tanto militar como civil.

Los coches que fabricaba Santana eran famosos por su gran resistencia y robustez. Es por eso que hoy día siguen circulando muchos de sus modelos, aunque cuenten con varios años de antigüedad. Sin embargo, este puede ser factor determinante a la hora de decidir el precio del seguro, ya que las compañías consideran que a partir de diez años de vida de un automóvil, este tiene más probabilidades de sufrir una avería y, por lo tanto, de estar implicado en un accidente de tráfico.

Por otro lado, la prima también puede estar marcada por el uso cotidiano que le otorgues a tu Santana. En el supuesto de que utilices tu coche de forma profesional, el importe de la póliza puede aumentar notablemente. Esto es debido a que los automóviles comerciales recorren una gran cantidad de kilómetros diarios, lo que hace que la posibilidad de sufrir un accidente sea mayor que la de otro tipo de vehículos.

Los todoterrenos de Santana cuentan con tracción a las cuatro ruedas, por lo que pueden circular por cualquier tipo de terreno. Por eso es recomendable que añadas en tu póliza la cobertura de asistencia en carretera, muy útil en caso de que el coche quede inmovilizado (por avería o accidente) Sin embargo, debes conocer que existen algunas aseguradoras que no auxilian en carriles de gravilla o carreteras sin asfaltar (vías no aptas), por lo que te recomendamos que utilices el comparador gratuito de Acierto.com, donde podrás encontrar el seguro que mejor se adapte a tu Santana.

Selecciona tu modelo para ampliar la información

La historia de la marca

El origen de Santana se remonta a 1956 con la creación de la Metalúrgica de Santa Ana de maquinaria agrícola. Sin embargo, no fue hasta los años 60 cuando comenzaron a producirse -bajo la licencia de Land Rover- los todoterreno Land Rover Santana. La metalúrgica fabricó diversos modelos durante estos años, muy populares entre los agricultores y ganaderos españoles. Land Rover canceló su participación en Santana en los años 80, por lo que la empresa española comenzó a comercializar vehículos bajo su propia marca. El primero de ellos fue el Santana 2500.

La competencia en este segmento llevó a Santana a buscar alianzas internacionales. En 1985 surgió un acuerdo con la japonesa Suzuki, y la firma española fabricó emblemáticos modelos como el Samurai o el Vitara. En 2003, Santana desarrolló un todoterreno propio, el Santana Aníbal, que fue suministrado a ejércitos como el español, el checo o el francés. En 2005, presentó los modelos 300 y 350.

En 2006, Santan  alcanzó un acuerdo de colaboración con Iveco (Fiat) y se crearon los modelos de Massif y Campagnola. En 2009, la Junta de Andalucía asumió el control de la gestión y, en 2011, se acordó su disolución. En la actualidad, algunos de los todoterrenos de la marca han alcanzado gran fama entre los colecciones, hasta el punto de que un Land Rover Santana 88 fue subastado en Inglaterra por 65 mil euros.

Compara 30 aseguradoras en 3 minutos y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

COMPARAR SEGUROS

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR