¿Qué seguros son obligatorios?

Los seguros de coche son obligatorios para cualquier automóvil

Por norma general, en España somos bastante reticentes a pagar por muchos servicios. Ocurre con la televisión de pago, de la que apenas echamos mano, y se demuestra con los altos índices de piratería, que permiten ahorrar en productos como la música o el cine. Por supuesto, no hay que mirar tanto a los consumidores como al formato de mercado existente, obsoleto ante el avance de las nuevas tecnologías.

Sin embargo, sí hay algunos gastos obligatorios relacionados con el ámbito de la vida privada de los ciudadanos así como con el desarrollo de actividades profesionales. La contratación de algunos seguros es algo totalmente obligatorio, pues responden no sólo a la seguridad propia de un individuo sino también a la de terceras personas. Es el caso de los seguros de coche o los seguros de hogar.

Compara 30 aseguradoras en 3 minutos y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

COMPARAR SEGUROS

La conducción de un vehículo supone un riesgo para uno mismo y para el resto de conductores, pues cualquiera es susceptible de verse involucrado en un accidente de responsabilidad propia o ajena. La misma obligatoriedad del seguro de automóvil (ya sean seguros baratos o tradicionales), sucede con otras actividades de riesgo como, por ejemplo, salir de caza.

La obligatoriedad del seguro de automóvil no sirve tanto para dirimir quién es el culpable sino para atender de urgencia a los posibles heridos. Esta atención funciona a través de un procedimiento que incluye las ambulancias, las autoridades de tráfico y el desplazamiento inmediato a los hospitales de las víctimas. Posteriormente, el seguro también asume los aspectos legales de responsabilidad civil y penal de los siniestrados.

Otros seguros obligatorios

La contratación de una hipoteca o la compra de una casa acarrean la contratación inmediata de un seguro de hogar que cubra los daños causados por posibles incendios, inundaciones o terremotos. Este seguro del hogar incluye sólo el continente -la casa en sí-, no el contenido -su interior-.

Por otro lado, la contratación de un trabajador debe venir acompañada de un seguro que atienda las posibles incidencias de un profesional en su horario laboral. Y también es obligatorio asegurar la celebración de eventos y espectáculos.

Así pues, queda demostrado que asumir estos gastos es un acto de civismo y responsabilidad. Lo contrario puede suponer consecuencias gravísimas para el individuo que falta a los mismos. Sin embargo, la obligatoriedad no quita para buscar las mejores condiciones de pago, disponibles a golpe de click a través de herramientas digitales como un comparador de seguros de coche.

Consulta más información sobre: Seguros de Coche | ¿Sabías qué...?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR