• Seguros
  • Financiación
Mi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

Préstamos sin comisiones

Compara préstamos sin comisiones en más de 30 entidades gracias a Acierto.com

Uno de los costes añadidos que puede tener un crédito son las comisiones. Las hay de apertura, estudio, por impago de cuotas vencidas, por amortización anticipada. Sin embargo, sí existen los préstamos sin comisiones. Te lo contamos todo sobre ellos en este artículo: desde dónde encontrarlo y en qué deberías fijarte al contratar uno.

También puedes entrar ya mismo en nuestro comparador financiero y comparar tu crédito sin comisiones en las mejores entidades del mercado. En solo 2 minutos y con ayuda gratis.

Compara 30 entidades en 2 minutos y contrata el mejor préstamo
PRÉSTAMOS SIN COMISIONES

Qué son los préstamos sin comisiones

Los préstamos sin comisiones son una fórmula de financiación que permiten acceder a un capital sin tener que pagar comisiones por él. Es decir, no se nos cobrará nada por realizar los trámites básicos de esta clase de producto: por el estudio, la apertura, amortización anticipada, etcétera. 

Esto no significa que se trate de préstamos sin coste, de hecho los préstamos sin comisiones pueden aplicar intereses altos e incluso contar con otros gastos añadidos (como los que supone la contratación de productos vinculados, por ejemplo). En definitiva: los préstamos sin comisiones no tienen por qué ser gratis.

En cualquier caso, se trata de un tipo de crédito poco habitual, pues aunque la alta competencia y los numerosos agentes financieros que encontramos en el mercado, obligan a las entidades a reinventarse, normalmente acaban aplicando algún tipo de comisión (la de apertura, por ejemplo). Eso no implica que no existan, de hecho te recomendamos usar nuestro comparador para encontrar los mejores préstamos sin comisiones.

Qué comisiones existen

En cualquier caso, un préstamo puede tener diferentes comisiones. Estas son algunas de las más comunes y cómo se encuentran reguladas por Ley. Conocerlas te ayudará a dar con el mejor crédito sin comisiones o con ellas, según lo que te interese:

Comisión de estudio

La comisión de estudio es el coste que constituyen las gestiones que la entidad realiza para determinar si concede o no el préstamo. Es decir, para analizar si el cliente es solvente o no. Actualmente hay muchos préstamos sin comisión de estudio. De hecho, no es una comisión habitual.

Comisión de apertura

Al contrario que la de estudio, esta es la comisión más habitual. Podemos hallar préstamos sin comisiones de ningún tipo, excepto la de apertura. Se aplica sobre el capital prestado y normalmente es un porcentaje que puede llegar al 3%. También puede ser un valor fijo o una combinación de ambos.

Comisión por amortización anticipada

Contratar un préstamo que no nos cobre por amortizar el dinero anticipadamente es una opción muy interesante. De esta manera no tendremos que pagar por saldar la deuda antes de tiempo. En el caso de los préstamos a tipo fijo, esta comisión no puede superar el 1%.

Comisión por reclamación de posiciones vencidas

Esta situación se da en caso de que el titular del préstamo no pague alguna de la cuotas. Generalmente es un importe fijo.

Sea como fuere, al contratar un préstamo deberíamos tener en cuenta todos los factores. De igual modo que hay préstamos sin comisiones pero con altos intereses, es posible contratar préstamos sin intereses pero con comisiones elevadas. La forma más conveniente de saber el coste real del préstamo personal, tenga comisiones o no, es fijarse en la Tasa Anual Equivalente (TAE), de la que puedes saber más en este artículo:

Este diferencial, en contraposición al TIN –que únicamente indica los intereses que tendremos que pagar– tiene en cuenta otros factores, como las comisiones. Además del plazo de devolución y la cantidad prestada. Por este motivo es el indicador más apropiado para calcular el coste real de un crédito.

Qué entidades ofrecen préstamos sin comisiones

Aunque, como apuntábamos, a veces resulta complicado encontrar préstamos sin comisiones, sí hay bancos y financieras que ofrecen este tipo de producto. Por ejemplo, sería el caso de ING, EVO, Liberbank, Cetelem y Wanna, entre otras. Para ver con más detalle estos préstamos sin comisiones y analizar otros bancos y financieras, te recomendamos utilizar nuestro comparador de préstamos

Tras rellenar un breve formulario –que solo te llevará 2 minutos de tu tiempo– accederás a una parrilla de resultados totalmente personalizada, con las ofertas de préstamos sin comisiones más interesantes del mercado. ¿A qué esperas?

En qué fijarse al contratar un crédito sin comisiones

Como decíamos, las comisiones no es en lo único en lo que deberías fijarte a la hora de contratar un crédito, incluso si lo que te estabas planteando era buscar préstamos sin comisiones. Por ejemplo, no deberías perder de vista lo siguiente:

Capital prestado con el crédito sin comisiones

Cuánto dinero te deja el banco o la entidad financiera. Tiene que ser suficiente para responder a la necesidad económica, pero también acorde a tu realidad financiera. De lo contrario podrías verte en apuros a medio y largo plazo. Ten en cuenta, asimismo, que cuanto mayor sea el importe, mayores serán los intereses que acabarás pagando, pues estos suelen aplicarse en forma de porcentaje sobre el capital prestado.

Intereses del préstamo sin comisiones

Resulta clave fijarse en los intereses, no solo en el tipo de interés (presta atención a la TAE, no solamente al TIN). Las entidades suelen ofrecer a sus clientes un cuadro de amortización en el que se indica, entre otros, cómo se irán cobrando estos intereses. Si lo que quieres es calcular los intereses de tu crédito sin comisiones, no te pierdas este articulo:

Aquí hay que tener en cuenta que algunas entidades, al quitar las comisiones, pueden aplicar intereses más altos. Por eso es importante que calcules el coste final del préstamo antes de contratar. Si no sabes hacerlo, en Acierto.com te ayudamos gratis. Contamos con un equipo de agentes expertos en la materia para resolver todas tus dudas.

Plazo de devolución y cuotas

Directamente ligado al punto anterior se encuentra el plazo de devolución. No será lo mismo pagar un interés del 7% a 10 años, que devolver el dinero en uno solo. Cuanto más alargues el crédito, más intereses acabarás pagando. Además, estarás corriendo riesgos más tiempo. Eso sí, tus cuotas mensuales serán más reducidas. Lo ideal es ajustar estos dos parámetros lo máximo posible.

Otros gastos de los préstamos sin comisiones

Los préstamos sin comisiones pueden tener otros gastos adicionales como honorarios (en el caso de los minicréditos, por ejemplo) o los que se deriven de la contratación de productos vinculados necesarios para que nos concedan el crédito. También puede haber costes derivados de, por ejemplo, el envío de comunicaciones en papel. 

Asimismo, algunas entidades ofrecen ventajas extra al contratar el préstamo sin comisiones con ellos. Por ejemplo, descuentos en tienda, tarjetas, etcétera.

Requisitos para solicitar un crédito sin comisiones

Los requisitos para solicitar un crédito sin comisiones son los mismos que para pedir cualquier préstamo. Ten en cuenta, eso sí, que estos requerimientos pueden variar según la entidad, el capital que solicites, tu propio perfil financiero y más. Pero estos son los puntos básicos:

  • Ser mayor de edad y acreditarlo con el NIE o DNI en vigor. Aunque algunas entidades no conceden préstamos de este tipo a los menores de 21 años e incluso a los que no han cumplido los 25 años. Pero todo depende.
  • Tener una cuenta bancaria en la que se ingresará el dinero cuando sea concedido el préstamo.
  • Contar con ingresos suficientes y regulares: y acreditarlo a través de, por ejemplo, el contrato de trabajo y las tres últimas nóminas. En el caso de los autónomos este punto cambia. Es probable que deban aportar declaraciones de la renta, declaración de IVA trimestral, el justificante de pago de la cuota de autónomo, etcétera.
  • No superar el ratio de endeudamiento óptimo: lo habitual es que no supere el 35% o 40% de tus ingresos. Puede cambiar según la entidad.
  • Justificar a qué se va a destinar el dinero. Aunque esto no siempre es obligatorio.
  • No estar en ficheros de morosidad tipo ASNEF: aunque hay préstamos con ASNEF, estar en un fichero de morosidad siempre dificultará la consecución de un crédito, especialmente si buscamos buenas condiciones como, entre otros, prescindir de las comisiones.
  • Aportar una serie de datos personales y la documentación correspondiente.

Cómo pedir un préstamo sin comisiones

Para pedir un préstamo sin comisiones deberás llevar a cabo un procedimiento básico en el que contarás con la ayuda de Acierto.com (si contratas con nosotros):

Lo primero que tendrás que hacer es rellenar la solicitud correspondiente. Esto, normalmente, es posible llevarlo a cabo vía online, por teléfono, o en las propias oficinas de la entidad. Aunque esto último no resulta tan cómodo.

En segunda instancia, deberás aportar la documentación correspondiente para que el banco pueda proceder a estudiar tu perfil financiero. En base a él, decidirá si eres solvente, si tienes muchas deudas y, en definitiva, si te concede el préstamo o no y en qué condiciones.

Por último, la entidad se pondrá en contacto contigo para comunicarte la respuesta. De concederte el crédito sin comisiones, deberás firmar el contrato. Algo que, de nuevo, ya puede hacerse de forma telemática.

Compara préstamos sin comisiones en Acierto.com

La sencillez que supone comparar préstamos sin comisiones en Acierto.com solo es una de las muchas ventajas que te ofrece nuestra plataforma. Descúbrelas todas comparando con nosotros los mejores préstamos sin comisiones:

  • Verás que además de fácil, es rápido: solo se necesitan 2 minutos para rellenar el formulario y obtener resultados casi al instante.
  • Comprobarás lo cómodo que resulta esta herramienta online: comparas cuando y donde quieres.
  • Estarás tranquilo: te explicamos todos los detalles de la letra pequeña y resolvemos todas tus dudas. Cuando contrates, lo harás sabiendo lo que haces.
  • Te sentirás seguro: garantizamos la seguridad de nuestra plataforma y la protección de tus datos personales.
  • Ahorrarás dinero: porque siempre ofrecemos las mejores condiciones y las más flexibles.
  • Contratarás el préstamo sin comisiones más ajustado a ti: los resultados son personalizados y no priorizamos a ningún banco o entidad en ellos.
  • Acertarás con tu préstamo sin comisiones: obtener una comparativa de 30 entidades diferentes te ayudará a detectar fácilmente las mejores ofertas y condiciones.

Cómo encontrar los mejores créditos sin comisiones

Ahora que ya sabes dónde buscar, te explicamos cómo obtener las mejores ofertas para pedir un préstamo sin comisiones en Acierto.com. Recuerda: es fácil y es rápido. Solo tienes que seguir estos pasos:

  • Entra en nuestro comparador financiero y dinos para qué quieres el préstamo.
  • Dinos cuánto necesitas. Te damos opciones, pero también puedes decirnos tú la cantidad.
  • Explícanos cuál es tu situación laboral: cuál es tu sueldo neto al mes y tu antigüedad en la empresa.
  • Contesta sí o no a estas preguntas: ¿estás en algún fichero de morosidad?. ¿estás afectado por un ERTE?.
  • Tus datos personales (por los que velaremos) son importantes para finalizar el proceso: nombre y apellidos, fecha de nacimiento, lugar de nacimiento (nacionalidad) y tipo de vivienda en la que resides.
  • Facilitándonos tu correo electrónico estaremos en disposición de enviarte tu comparativa de préstamos, casi al instante. Y si te quedan dudas, déjanos tu número a través del comparador. Te llamamos gratis y sin compromiso.

Preguntas frecuentes sobre los créditos sin comisiones

Para terminar esta guía, no podíamos dejar de responder a algunas preguntas básicas sobre los préstamos sin comisiones. Entre las más interesantes:

Préstamos sin comisiones ni intereses, ¿existen?

Efectivamente, existen préstamos sin comisiones ni intereses, pero estos habitualmente se encuentran reservados a clientes fijos y con un buen perfil crediticio. En ciertas ocasiones se trata de productos que forman parte de una estrategia promocional o de fidelización. En otras, forman parte de la ampliación de otro crédito que se concede sin intereses.

¿Hay micropréstamos sin comisiones?

Aunque encontramos micropréstamos sin comisiones, lo habitual es que tengas que pagar otros gastos elevados al optar por esta vía de financiación. 

Los microcréditos se caracterizan por ofrecer importes de dinero bajos –entre 50 euros y 1.000 euros– que se devuelven en plazos de tiempo cortos. Lo hacen a cambio de un interés que se expresa en forma de honorarios, que suelen ser más elevados que los intereses de un préstamo al uso.

¿Puedo solicitar un préstamo sin comisiones, sin nómina ni aval?

Aunque esta situación puede limitar la consecución de un préstamo, hay que decir que todo depende de cada caso. Por ejemplo, pongamos que somos autónomos pero que nuestro negocio marcha viento en popa. O que obtenemos rendimientos positivos y regulares de nuestras inversiones. O que vivimos de las rentas alquilando propiedades. Estas serían algunas posibles coyunturas para conseguir préstamos sin comisiones, sin nómina ni aval.

No tengo ingresos fijos, ¿me darán un préstamo sin comisiones?

La regularidad de los ingresos es uno de los requisitos que suelen exigir los bancos a la hora de conceder un crédito, tenga comisiones o no. Pero no el único. De hecho, dependerá de la cantidad que solicitemos, de nuestro perfil financiero y mucho más.

¿Puedo pedir un préstamo sin comisiones usando una garantía?

Directamente relacionado con el caso anterior, si no tenemos unos ingresos regulares, es posible acceder a créditos sin comisiones poniendo como garantía una propiedad o un bien (por ejemplo, un coche, en función de la cantidad solicitada). En cualquier caso, se trata de una opción arriesgada, pues si no pagamos, perderemos el inmueble o bien que hemos puesto como aval. Si quieres saber más no te pierdas nuestro artículo de:

¿Y si dejo de pagar mi crédito sin comisiones?

Dejar de pagar un préstamo nunca es buena idea. De hacerlo, aunque la deuda inicial sea pequeña, pueden acabar generándose unos intereses altísimos. Por no hablar de que estaremos corriendo el riesgo de entrar en un fichero de morosos (con lo que esto implica), de que nos hagan un requerimiento judicial, nos embarguen, etcétera.

¿Es fiable pedir un préstamo sin comisiones?

A priori es perfectamente fiable pedir un préstamo sin comisiones. Eso sí, deberás fijarte en los aspectos comentados. En Acierto.com, en cualquier caso, te ayudamos a contratar con conocimiento de causa y sin sorpresas desagradables. También es importante que te fijes en posibles estafas, pues algunos delincuentes aprovechan el gancho de los préstamos sin comisiones para pedirte que pagues los intereses del préstamo de forma anticipada y otras técnicas similares.

¿Puedo aplazar el pago del préstamo sin comisiones, sin coste?

Normalmente no es posible aplazar el pago del préstamo sin que esto suponga un coste, incluso aunque no aplique comisiones. Los aplazamientos suelen conllevar penalizaciones, intereses de demora, etcétera. Tenlo en cuenta también cuando vayas a contratar.