Mi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

Préstamos personales baratos

Compara préstamos personales baratos en Acierto.com y consigue tu crédito más barato ya

Encontrar préstamos personales baratos online puede convertirse en una auténtica odisea si no sabes dónde buscar o cómo diferenciarlos. Por eso te lo contamos en esta guía. También puedes entrar ya mismo en nuestro comparador de préstamos y analizar cuáles son los préstamos más baratos del mercado. Solo te llevará 2 minutos analizar los productos de más de 30 entidades financieras.

Compara más de 30 entidades y encuentra préstamos personales baratos
COMPARAR PRÉSTAMOS BARATOS

Qué son los préstamos personales baratos

Cuando hablamos de los préstamos personales baratos nos estamos refiriendo, principalmente, a préstamos que tienen buenas condiciones y cuyo coste final resulta interesante para sus clientes.

Pero cuidado, porque el término también se utiliza como sinónimo de préstamos sin intereses, aunque el hecho de que un crédito carezca de ellos no quiere decir que vaya a salirnos gratis o que, efectivamente, su coste sea bajo. Porque los intereses no son lo único que puede encarecer un préstamo personal. Por ejemplo, puede haber comisiones, productos vinculados, etcétera.

Para que puedas identificarlos correctamente, debes saber diferenciar entre el TIN y la TAE. Un préstamo sin intereses tendrá un tipo de interés nominal del 0%, pero su TAE no tiene por qué ser así. De hecho no es complicado encontrar préstamos con un TIN del 0% y una TAE del 6%. La también conocida como Tasa Anual Equivalente incluye otros costes del préstamo mencionados, como las comisiones, entre otros.

¿Los préstamos baratos son gratis?

Dicho lo cual, seguro que ya vas intuyendo que los préstamos baratos no son exactamente gratis. Otra de las cuestiones que pueden incluir, como comentábamos, son las comisiones. La de apertura y la de estudio son algunas de las más comunes. La primera puede ser un porcentaje, un valor fijo o un porcentaje con un mínimo. Y la de estudio es el coste que te cobra la entidad por las gestiones que lleva a cabo para saber si es óptimo concederte el préstamo barato.

También puede haber comisiones por reclamación de posiciones vencidas (te retrasas pagando) o por cancelar anticipadamente el préstamo –antes de decidir nada deberías consultar el cuadro de amortización del préstamo–. Esta comisión, en los préstamos a tipo fijo, está tipificada por ley: no podrá superar el 1,00% si el plazo de amortización que queda es de más de un año. Si es inferior, será como máximo del 0,5%. Esta comisión está reflejada en el contrato que se firma al suscribir el préstamo.

Otro posible gasto que pueden tener los créditos y que te pueden ayudar a determinar si es un préstamo barato o no tiene que ver con los productos asociados. Por ejemplo, imagina que para que te den el crédito te “obligan” a contratar un seguro. Este sería el caso. También pueden cobrarte el envío de comunicaciones por papel.

Tipos de préstamos baratos

En cualquier caso y volviendo a su denominación, podemos decir que los préstamos baratos son los que tienen buenas condiciones en general y no suponen demasiados costes para el consumidor. Aquí hemos seleccionado algunos productos financieros que, generalmente, cumplen estas características. Por ejemplo, en esta lista puedes encontrar anticipos de nómina pero no minicréditos. Estas son algunas de estas vías de financiación.

Préstamos personales baratos

Los préstamos personales son un producto de financiación en el que la entidad bancaria deja una cantidad de dinero al prestatario en unos términos establecidos. Estos son los intereses, plazo de devolución, cuotas, posibles comisiones, etcétera. Los importes que pueden conseguirse según esta vía de financiación son muy variados y, en ocasiones, elevados. De hecho encontramos préstamos personales, por ejemplo, de 50.000 euros. Recordemos que las condiciones cambian según el banco y el perfil de cliente, de ahí la necesidad de comparar bien.

Anticipo de nómina, otro préstamo barato

El anticipo de nómina es otra clase de préstamo barato, pues son un producto de financiación que las entidades conceden a clientes que llevan con ellos cierto tiempo y que cuentan con un buen perfil crediticio. Es común que el TIN de un adelanto de nómina sea del 0,00%, aunque no son préstamos gratis. Por ejemplo, algunas comisiones como la de apertura pueden alcanzar el 3,5% del dinero solicitado. Además hay que tener en cuenta que la cantidad que se puede solicitar está limitada, entre otros, por nuestros ingresos.

Préstamos preconcedidos

Los préstamos preconcedidos suelen ofrecer buenas condiciones a los clientes. Y no es de extrañar: ten en cuenta que es el único tipo de préstamo en el que el banco ofrece a un cliente dinero sin que medie solicitud de por medio. Aunque hay que tener en cuenta, eso sí, que el hecho de que un préstamo esté preconcedido no quiere decir que nos lo vayan a dar. Básicamente porque antes de concederlo el banco realizará un estudio. En los préstamos preconcedidos el TIN medio ronda el 8,6% y la TAE el 9,89%.

Tarjetas de crédito

Si no necesitamos una cantidad de dinero abultada, las tarjetas de crédito pueden ser un tipo de préstamo barato interesante. Se trata de un método de financiación muy flexible que permite disponer de dinero a crédito (hasta un límite establecido) y devolverlo a final de mes, de una sola vez, sin que esto genere intereses. Ahora bien, esto es en términos generales, pues hay otros métodos de amortización que sí pueden generar intereses, por ejemplo.

Préstamos para estudiantes baratos

También podemos encontrar préstamos baratos específicos para jóvenes que se encuentran en periodo de formación. Esto es, cursando estudios universitarios, un máster, haciendo un Erasmus, etcétera. En estos créditos nos podemos encontrar con varios casos: que el banco no cobre intereses pero sí alguna comisión, o que haya algún tiempo de carencia durante el cual solo se devuelve capital pero no intereses. Estos se pagan más adelante.

Préstamos sin comisiones baratos

Como decíamos, las comisiones son uno de los elementos que pueden disparar el coste de un préstamo. Por suerte, hay préstamos sin comisiones. En ellos, eso sí, tendremos que fijarnos en los intereses, el capital prestado (cuanto mayor sea, seguramente, más caro será el préstamo), el plazo de devolución, etcétera. Además tienes que saber que es un tipo de crédito poco habitual.

Préstamos entre particulares, préstamos baratos

Otra opción para encontrar préstamos baratos es recurrir a los préstamos entre particulares. O mejor dicho, a los préstamos sin intereses entre familiares y amigos. Aunque esta manera de prestar y/o recibir dinero también tiene sus propios riesgos e implica cumplir con ciertos requerimientos.

Por ejemplo, no basta con que nos ingresen el dinero, sino que habrá que realizar un contrato de préstamo y presentar el correspondiente modelo a Hacienda. De lo contrario podría pensar que se trata de una documentación encubierta y penalizarnos. Estos préstamos, aunque se tengan que declarar, están exentos de tributación.

Quién puede conseguir préstamos baratos

Pero, ¿quién puede conseguir préstamos baratos? Aquí lo que podemos decir es que, cuanto mejor sea tu perfil financiero, mejores serán las condiciones a las que puedas acceder (generalmente). Por este motivo, por ejemplo, los funcionarios tienen la posibilidad de encontrar créditos muy interesantes. Porque tienen un perfil que los bancos ven con muy buenos ojos. Resumimos algunas de las características que las financieras consideran ideales:

  • Tenemos unos ingresos abultados y, además, recibimos unos ingresos extra de otra vía. Por ejemplo, porque alquilamos propiedades o porque obtenemos rendimientos de nuestras inversiones.
  • Tenemos un contrato indefinido con mucha antigüedad o somos funcionarios con plaza.
  • No tenemos deudas ni otros préstamos en curso, cosa que nos hace más solventes. Tampoco figuramos como garantes de ningún préstamo o hipoteca.
  • Tenemos propiedades: completamente pagadas. Esto podría ser interesante si pedimos una cantidad de dinero alta y se pide un aval.
  • Somos parte de una pareja casada. Y nuestro marido/mujer puede responder en caso de impago.

Requisitos de los préstamos baratos

Aunque los requisitos para que un banco o una entidad financiera variarán según el caso, encontramos una serie de requisitos habituales para encontrar préstamos baratos. Estos son:

  • Ser mayor de edad o mayor de 21 o 25 años, según la entidad.
  • Residir en España.
  • Tener ingresos regulares: esto es, mantenidos en el tiempo. Es importante que estos ingresos sean suficientes para pagar la cantidad de dinero que has solicitado en los términos establecidos.
  • Tener una ratio de endeudamiento buena: que tus deudas no superen el 35% de tus ingresos. No es lo mismo ganar 1.500 euros si tenemos otro préstamo de 500 euros, que si no tenemos ningún gasto recurrente.
  • No estar en ficheros de morosidad ni similares: siempre dificulta la consecución de un crédito, sobre todo si estamos buscando un préstamo barato. Los productos financieros a los que normalmente pueden acceder las personas en ASNEF o archivos de morosos tienen, casi siempre, condiciones peores.
  • Cumplimentar correctamente la solicitud del préstamo. En Acierto.com te ayudamos a hacerlo. Contamos con un equipo de expertos en finanzas que resolverán todas tus dudas.
  • Adjuntar la documentación que nos pida la entidad.

Documentación para pedir créditos baratos

Lo mismo sucede con la documentación, que variará según tu perfil financiero, la entidad en la que solicites el préstamo, etcétera. Pero lo más habitual es que te pidan que acredites los puntos del apartado anterior con los siguientes papeles:

  • DNI o NIE en vigor. Cuando realices la solicitud deberás aportar una fotocopia de tu documento de identidad en vigor, de manera que se lean correctamente los datos.
  • Número de cuenta bancaria en la que se ingresará el dinero. A veces pueden solicitarte también un extracto de los últimos movimientos.
  • Justificante de ingresos: lo más normal es que te pidan las tres últimas nóminas si trabajas por cuenta ajena y el contrato de trabajo para saber desde cuándo. Si eres autónomo, lo habitual es aportar la declaración de la renta, declaraciones de IVA trimestral y el certificado del pago de la cuota de autónomo.
  • Información personal como la dirección de correo electrónico y teléfono para que puedan ponerse en contacto con nosotros.

Qué entidades dan préstamos personales baratos

Si estás buscando un préstamo barato seguramente tu mayor duda sea dónde encontrarlo o qué entidades financieras ofrecen los créditos más económicos. La realidad es que los requisitos y condiciones de los productos varían según la entidad y según el propio producto también. De ahí que te recomendemos siempre comparar.

En cualquier caso, en la actualidad es posible encontrar préstamos baratos en muchas entidades financieras, tanto entidades bancarias tradicionales como en empresas de financiación que operan online. En nuestro comparador recogemos algunas de las más interesantes y te ayudamos a encontrar tu crédito más barato. 

Sea como fuere y afortunadamente, hoy hay un amplio abanico de opciones de préstamos baratos, sobre todo como consecuencia de la gran competencia que existe tras la proliferación de empresas financieras en Internet, que ha obligado al sector a lanzar ofertas interesantes para captar clientes.

Compara créditos baratos en Acierto.com

Ahora que ya sabes cómo contratar préstamos baratos te contamos todo lo que vas a encontrar cuando entres en nuestra plataforma. Elegir Acierto.com tiene un sinfín de ventajas. Como disfrutar de las mejores condiciones para tu préstamo y contar con ayuda gratis. Pero aún hay más:

  • Serás libre: para comparar cuándo y donde quieras, gracias a esta útil herramienta que hemos creado.
  • Estarás seguro: porque el mejor equipo técnico trabaja para garantizar la seguridad de nuestro entorno y, por tanto, de todo el proceso.
  • Estarás protegido: porque velamos por la privacidad y confidencialidad de tus datos personales.
  • Estarás bien informado: porque en la comparativa accederás a condiciones, requisitos y más de los préstamos y nuestros agentes podrán resolver cualquier duda.
  • Sabrás lo que contratas: porque seremos transparentes respecto a las condiciones de tu préstamo. 
  • Acertarás con tu préstamo: nosotros estaremos ahí para asegurarnos de que así sea. Gracias a nuestra ayuda gratuita, tomarás la mejor decisión.
  • Nunca estarás solo: podemos estar a tu lado durante todo el proceso de búsqueda y firma, pero también durante toda la vigencia de tu préstamo, ante cualquier problema o duda que surja.

Cómo encontrar tu préstamo más barato en Acierto.com

Con todas estas ventajas, seguro que ya estás deseando probar nuestro comparador de préstamos. Para hacértelo aún más fácil, te explicamos el "paso a paso" de nuestro comparador. Comprueba tú mismo qué sencillo es encontrar los mejores préstamos del mercado.

  • Accede al comparador. Pincha en el botón COMPARAR PRÉSTAMOS BARATOS y entra al instante.
  • Dinos para qué necesitas el dinero. Selecciona la finalidad de entre las propuestas o elige “otros”.
  • Elige de entre las cantidades propuestas la cuantía del préstamo. O escribe tú mismo la cantidad que necesitas.
  • Indica tus ingresos mensuales, para que podamos valorar tu solvencia.
  • Explica cuál es tu situación laboral y cuánto tiempo llevas en tu empresa (si trabajas por cuenta ajena).
  • Aclara si estás afectado por un ERTE y/o en un fichero de morosidad.
  • Sobre ti: necesitamos los mínimos datos imprescindibles, como nombre y apellido, fecha de nacimiento, nacionalidad y tipo de inmueble en el que vives.
  • Por último, facilítanos tu e-mail para que podamos enviarte tu comparativa de préstamos personalizada y tú puedas consultarla cuantas veces quieras. E incluso modificar datos.

Preguntas frecuentes sobre los créditos baratos

Terminamos esta guía con un listado de preguntas frecuentes que suelen formular los usuarios de Acierto.com. Si tienes más no dudes en dejarnos tu número de teléfono al realizar la comparativa. También puedes llamarnos directamente en horario de oficina. Nuestro servicio de ayuda es totalmente gratuito.

¿Hay préstamos baratos para coches?

Igual que es posible encontrar préstamos baratos en general, es posible financiar tu coche con un producto financiero interesante. Puedes encontrarlo entrando ya en nuestro comparador y eligiendo la opción de comprar un coche al indicar la finalidad del crédito.

¿Puedo conseguir préstamos baratos y rápidos?

Esta pregunta es relativa, pues normalmente, los préstamos rápidos son productos de financiación que, si bien tienen una respuesta de concesión muy rápida, suelen aplicar intereses más altos que los préstamos personales más convencionales. Lo mismo ocurre con los minicréditos rápidos, también útiles cuando se necesita dinero urgente, pero que aplican honorarios elevados. Con todo, no pierdes nada por analizar la oferta de préstamos rápidos en las diferentes entidades para ver cuál te sale más barato.

¿Es fiable pedir un préstamo barato?

Sí, es completamente fiable pedir un préstamo barato si lo haces de la manera adecuada y en el lugar indicado. Por ejemplo, si estás buscando un préstamo más barato pero no tienes un buen perfil financiero, careces de ingresos recurrentes, estás en ASNEF o similares, será complicado que lo consigas. En este punto, si un prestamista particular te ofrece un préstamo en buenas condiciones, deberías recelar.

No tengo ingresos fijos, ¿me concederán un préstamo barato?

Si careces de ingresos fijos los productos de financiación a los que podrás acceder, por regla general, tendrán peores condiciones. Por el contrario, si cuentas con una nómina abultada, no tienes deudas y trabajas en el mismo sitio desde hace tiempo, no tendrás problemas a la hora de encontrar préstamos baratos.

¿Tengo menos de 21 años, puedo conseguir un préstamo barato?

Aunque que nos concedan un préstamo barato no depende generalmente de la edad, sino de otras cuestiones como tener un perfil financiero solvente, ingresos recurrentes, etcétera, hay que saber que algunas entidades establecen límites de edad. O sea, que no permiten acceder a créditos a los menores de 21 años o incluso de 25 años.