• Seguros
  • Financiación
Mi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

Diferencia entre seguro de vida y de accidentes: conócelas

Si estás pensando en garantizar un capital para el futuro, es esencial conocer todas las soluciones

El ramo de vida es, quizás, uno de los más desconocidos para el público. Todos tenemos un seguro de coche y conocemos los tipos de póliza que existen para proteger nuestros vehículos. Pero no todo el mundo contrata un seguro de vida o de accidentes. Si te estás planteando tu futuro y barajas la posibilidad de asegurar un capital para tu familia, es importante que conozcas las diferencias entre un seguro de vida y un seguro de accidentes.

Compara 20 aseguradoras en 1 minuto y contrata el mejor seguro de vida
COMPARAR SEGUROS DE VIDA

¿Qué tienen en común un seguro de vida y un seguro de accidentes?

Antes de entrar en analizar los aspectos que las convierten en pólizas diferentes, es importante entender sus puntos en común. Porque es el hecho de que compartan planteamientos esenciales lo que genera confusión a la hora de comprender el ámbito de cobertura de cada uno y, por tanto, lo que puede dificultar la elección para el usuario.

Y es que, los seguros de vida y los seguros de accidentes cubren el mismo supuesto, como garantía mínima: el fallecimiento del asegurado. En este sentido, ambos parten de esa garantía básica. Y aportan la misma solución, que es una suma asegurada para el momento en el que ese riesgo tenga lugar, que recibirán los beneficiarios designados por el asegurado. 

También pueden sumar las mismas garantías. Dar la posibilidad, por ejemplo, de asegurar una suma para otros supuestos que impidan trabajar al asegurado y ante los que necesite un apoyo económico, como la garantía de capital en caso de incapacidad permanente y absoluta u otros grados de invalidez. 

Ambos tipos de póliza pueden ser contratados, además, de forma individual o colectiva; es decir, por un solo tomador, o por una empresa, para sus empleados, o por un colectivo profesional. En este sentido, el seguro de accidente puede ser la mejor solución en empresas en las que los trabajadores se expongan a un mayor riesgo laboral. Por ejemplo, si se usa maquinaria pesada o se maneja algún tipo de vehículo industrial, como los de los almacenes. 

Y es que, en el riesgo, como habrás adivinado, está el quid de la cuestión. Porque, aunque hablemos de garantía en caso de fallecimiento, este no se interpreta igual en un seguro de vida que en un seguro de accidente. La clave está en la causa.

¿Por qué no es lo mismo un seguro de vida que un seguro de accidentes?

Como hemos avanzado, aunque el riesgo sea el mismo (el fallecimiento) y la solución, también (garantizar un capital), el aspecto divergente es la causa que lleva al riesgo contemplado en ambas pólizas. Porque en un seguro de vida se contemplan diferentes cuantías (sumas aseguradas) para diferentes conceptos, como Fallecimiento y Fallecimiento por accidente, garantizándose en este segundo supuesto, en algunas pólizas, el doble o el triple del capital asegurado por fallecimiento.

De ahí que los seguros de vida incluyan o cuenten con garantías complementarias con las que se pueda asegurar una suma específica por este supuesto —fallecimiento por accidente—, así como fallecimiento por accidente de circulación. En todo caso, será una garantía opcional y tú decides si quieres asegurar un capital adicional que contemple este supuesto. 

En cambio, el seguro de accidente, por definición, actúa específicamente en caso de accidente. Queda cubierto el fallecimiento por accidente, tanto en el ámbito privado como en el profesional, recibiendo los beneficiarios el capital asegurado en la póliza para este riesgo. Eso sí, podrás encontrar muchas diferencias de una compañía a otra, tanto en uno como en otro tipo de póliza. Incluso en el planteamiento de las mismas. Porque en algunos casos, aún se diferencian más.

¿Cómo diferencian las compañías los seguros de vida y de accidentes?

No todas las aseguradoras hacen una distinción tan clara en este tipo de pólizas. Algunas ofrecen soluciones mixtas, que combinan ambos riesgos, o bien plantean un seguro de accidente no al uso, que no tiene en cuenta las garantías habituales. 

Así diferencia Mapfre vida y accidentes

Por ejemplo, MAPFRE ofrece diferentes modalidades dentro de dos tipos de póliza: Seguros de Vida y Accidentes y Seguros solo de Accidentes. Con sus seguros de accidentes ofrecen protección por invalidez o incapacidad por accidente mientras que el fallecimiento solo queda cubierto en sus Seguros de Vida y Accidentes (ya sea por enfermedad o por accidente). 

Los seguros de vida y accidentes de AXA

AXA, siguiendo en su línea de ofrecer siempre flexibilidad en sus pólizas, ofrece un Seguro de Accidentes que cada usuario puede diseñar a su medida, partiendo de las garantías mínimas. Así, en su caso, permite asegurar un capital ante diversos supuestos dentro del fallecimiento y la invalidez por accidente, además de poder incluir coberturas como la Incapacidad temporal y un Subsidio diario por hospitalización, entre otras. Dispone también de otras modalidades específicas de pólizas de accidente, como su Seguro de Accidentes para Empresarios y Directivos y su Seguro de Accidentes de Actividades Acuáticas.

En cuanto a sus seguros de vida, permiten garantizar un capital ante estas circunstancias: Fallecimiento por cualquier causa, Incapacidad permanente absoluta y Enfermedades graves. Además, disponen de seguros de vida pensados para cubrir otros supuestos de manera específica, como Vida Dependencia Plus, para situaciones de dependencia, como la gran invalidez. 

Allianz, pocas diferencias entre vida y accidentes

En el caso de Allianz existen pocas diferencias entre ambos tipos de pólizas. Porque en los dos casos se permite asegurar un capital para las mismas circunstancias. Es decir, sus seguros de vida permiten garantizar un capital en caso de fallecimiento por accidente. Las diferencias radican en el resto de coberturas. Sus pólizas de vida cuentan con una larga lista de prestaciones, que no se encuentran en sus seguros de accidentes, entre coberturas como Renta por enfermedad crítica y servicios como el Testamento notarial online.