Tengo el carnet de coche provisional, ¿me protege el seguro?

¿Sabes si tu compañía aseguradora te cubre mientras esperas el definitivo? ¿Qué ocurre si tienes un accidente?

Hay dos situaciones en las que puedes conducir con el carnet provisional: al obtenerlo por primera vez (desde que el “apto” es oficial y hasta que te llega el original de Tráfico) o al renovarlo. Como ya sabrás el permiso B caduca a los diez años de ser expedido (o si ha pasado este tiempo desde la última renovación), momento a partir del cual no podrás conducir hasta que pases el correspondiente psicotécnico. Un intervalo que se reduce a cinco años para aquellos que ya han cumplido los 65.

Pasada la prueba referida y hasta que recibas tu nuevo carnet, podrás seguir conduciendo gracias al  llamado carnet provisional; un papel que informa de tu situación y que deberás llevar contigo hasta que la DGT te mande el flamante carnet y que deberás entregarle a los agentes cuando te lo soliciten. Pero ¿qué hay del seguro de coche? Porque, ¿qué pasa si tienes un accidente durante ese periodo?

El carnet provisional y el seguro del coche: ¿puedo conducir tranquilo?

Mientras tengas seguro, sí, puedes conducir tranquilo. Y ahora viene la siguiente pregunta: ¿me asegurará una compañía si acabo de aprobar el examen práctico y solo tengo el carnet provisional? De nuevo, la respuesta es afirmativa. A efectos legales y aunque no sea más que un papel, se trata de una autorización expedida por la Jefatura de tráfico de tu provincia que te declara apto para conducir. Puedes solicitar la contratación de tu seguro sin ningún problema.

Un inciso, si eres novel: recuerda que muchas compañías no aseguran a menores de 26 años. Tendrás que buscar una compañía que sí lo haga y que tu nombre conste en la póliza, ya sea como conductor principal o segundo conductor. Y para obtener el mejor seguro al precio más competente, no olvides comparar primero todas las ofertas.

Si ya eres un conductor experimentado tu seguro seguirá cubriéndote como hasta el momento cuando circules con tu carnet provisional encima

Si ya eres un conductor experimentado que simplemente está renovando su carnet y tiene una licencia provisional, también puedes estar tranquilo. Tu seguro seguirá cubriéndote como hasta el momento cuando circules con tu carnet provisional encima.

Para ellos, este documento también tiene validez legal, puesto que es la DGT, basándose en ese informe de aptitud que has superado, quien te sigue autorizando a conducir. Tampoco has de notificar a la compañía que has renovando el carnet, ya que no afecta de ninguna forma a tu condición de asegurado.

Cómo obtener el carnet de conducir provisional por renovación

La situación de renovar el carnet no te resultará ajena, puesto que ya pasaste por esto cuando te sacaste el permiso de conducir (fuera cual fuera el vehículo). Tuviste que obtener un certificado médico y superar las pruebas psicotécnicas además de pasar el test y el examen práctico. Estos últimos sirven para siempre, pero no así el certificado médico o el test psicotécnico. Igualmente, para conseguir el permiso de conducir tuviste que ir a Tráfico a tramitar papeles. Llegado el momento de renovar, puede ser mucho más sencillo que eso.

Los centros de reconocimiento de conductores autorizados para expedir el certificado se encargan de todo. En el precio final (unos setenta euros aproximadamente) incluyen las tasas de renovación que Tráfico cobra por este trámite (la Tasa IV.3, que asciende a 23,80 euros), así como el coste del certificado médico. Además, se ocupan de presentar los papeles en la jefatura.

Tú solo tienes que pasar las pruebas y la exploración médica para el Informe de Aptitud Psicofísica telemático, que ha de ser comunicado al Registro de Conductores por el centro. En la misma mañana puedes obtener tu carnet provisional, con el que podrás conducir hasta recibir el definitivo (suele tardar algunas semanas). Eso sí, asegúrate de que llevas contigo la documentación necesaria:

  • Acreditación de identidad y residencia.

  • DNI o Pasaporte: original en vigor.

  • Autorización de residencia o Documento de identidad de su país o Pasaporte junto con el Certificado de Inscripción en el Registro Central de Extranjeros para extranjeros comunitarios: original en vigor.

  • Autorización de residencia para extranjeros no comunitarios: original en vigor.

Otra opción es tramitar tú mismo la renovación, aunque de igual modo necesitarás pasar por el centro de reconocimiento para obtener tu informe y presentarlo en Tráfico, junto a tu DNI, pasaporte o tarjeta de residencia (en vigor) el impreso de solicitud y el documento de la tasa IV.3, una foto actual y en color de 32 x 26 milímetros.

Lo puedes pedir hasta tres meses antes de que se cumpla la fecha de validez, pero no influye en la fecha de renovación. Es decir: si tu carnet caduca el 22 de junio, puedes solicitar la renovación desde el 22 de marzo pero en el nuevo carnet figurará el 22 de junio como la fecha en la que se ha renovado.

Cómo obtener el carnet de conducir provisional por primera vez

Fácil. Una vez que hayas aprobado solo tienes que esperar a que te lo entregue la Autoescuela o recogerlo tú mismo en Tráfico. Pero, ¡ojo! Que hayas superado las pruebas y seas apto no significa que puedas conducir a menos que cuentes con un documento que así lo acredite.

Mientras no pertenezcas al Registro de conductores no podrán comprobar que estás autorizado a conducir si te paran y no llevas tu carnet provisional 

Piensa que cuando acabas de aprobar el examen de conducir, en el tiempo que se tramita tu carnet provisional se produce tu inclusión en el Registro de conductores. Mientras no pertenezcas a él de manera oficial, no podrán comprobar que estás autorizado a conducir si te paran y no llevas tu carnet provisional para demostrarlo.

Conducir sin el permiso provisional encima supone una multa leve (diez euros) pero no querrás estrenarte como conductor con una sanción. Si se circula con el carnet caducado, la cosa se agrava: 200 euros. Y más aún si conduces pese a que te han retirado el carnet por pérdida de puntos o directamente no tienes carnet. Hablamos de una multa de, como mínimo, 720 euros y una posible pena de prisión o trabajos comunitarios.

¿Tiene restricciones el carnet de conducir provisional?

La única restricción del carnet provisional de conducir es que también tiene una fecha límite de validez. Y mucho más inmediata que la del carnet oficial: solo te valdrá para circular durante tres meses, desde su expedición (el mismo día que lo solicitas, ya sea en un centro o en una jefatura provincial de tráfico).

Pero esto no te ha de preocupar. Recibirás tu carnet (a no ser que hayas aportado mal algún dato) en la dirección facilitada en solo unas semanas. Tampoco te limita, como hemos visto, a la hora de disfrutar de la cobertura de tu seguro.

Pero sí te influye si eres conductor novel. Teniendo un carnet provisional en este supuesto, no podrás, por ejemplo, contratar un seguro por días, ya que se requieren dos años como mínimo de experiencia. Tampoco contratar un coche de alquiler. En resumen: tienes las mismas restricciones que con el carnet definitivo.

Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA
Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR