Subiendo archivos

¿Qué ventajas tiene ser buen conductor para el seguro de tu coche?

Las aseguradoras pueden premiarte si eres responsable al volante

Todos los conductores somos conscientes de la importancia de ser responsables al volante. La carretera puede convertirse en un terreno impredecible en muchas ocasiones, pero sabemos que si a la hora de conducir respetamos las normas y lo hacemos de forma correcta, las probabilidades de sufrir algún percance disminuirán de forma considerable.

Si conduces de forma correcta, es posible que consigas que tu aseguradora te premie reduciendo el precio de tu póliza

Sin duda, lo más importante será la seguridad pero, además, si conduces de forma correcta, es posible que consigas que tu aseguradora te premie reduciendo el precio de tu póliza. En esta guía te damos las claves para ser un buen conductor y las ventajas que puedes obtener en el seguro de tu coche.

Ventajas de ser buen conductor para el seguro

Las compañías de seguros siempre van a buscar minimizar los riesgos. Por ello, las entienden que si eres un buen conductor, tendrás menos posibilidades de tener un siniestro, así que estarán encantadas de ofrecerte una póliza a un buen precio. En cambio, si eres un irresponsable que no acata los límites de velocidad o que realiza adelantamientos imprudentes, la compañía te penalizará, pues estas malas prácticas aumentan el riesgo de sufrir un siniestro.

El seguro sabrá de tus hazañas al volante mediante los partes que presentes cada año. Aquí tendrán mayor repercusión negativa los incidentes en los que seas tú el culpable. No obstante, dependiendo de la compañía, se contemplarán unos u otros accidentes, incluso aunque tu responsabilidad sea nula.

Y es que la vara de medir la decide cada empresa, según su criterio y política. Las bonificaciones o las penalizaciones se establecen aplicando la cláusula bonus-malus. Esta tiene en cuenta el número de incidentes en el historial del conductor, y también de qué tipo, y sirve para establecer los descuentos o las recargas que se efectuarán sobre la prima del seguro. Como hemos dicho, este sistema de tarificación es distinto en cada entidad.

Para disfrutar de las mayores rebajas, tendremos que llevar bastante tiempo con la aseguradora

Para disfrutar de las mayores rebajas, tendremos que llevar bastante tiempo con la aseguradora. Esta será la forma de demostrar que somos conductores responsables y “fieles”. Compañías como Fiatc, Génesis o Direct Seguros ofrecen los seguros más baratos a los buenos conductores, con rebajas que pueden rondar el 60%, aunque deberemos tener una relación con la empresa de al menos ocho años, en el caso de Génesis, y más de diez en Fiatc.

Otro factor importante será la ausencia de multas. Si tienes varias sanciones por no respetar los límites de velocidad, quiere decir que realizas una conducción temeraria, y que también te expones más a menudo a provocar un accidente. Línea Directa te premia si tienes los 15 puntos del carné.

Pero hay ocasiones en las que resulta inevitable tener algún incidente, aún siendo buenos conductores y respetando las normas. Si utilizamos el coche a diario, es difícil que no tengamos ningún contratiempo. Tampoco hay que preocuparse, porque existen compañías como Mutua Madrileña en la que puedes entregar hasta tres partes por año sin que se te aplique penalización alguna.

De cualquier forma, lo importante es que estudies con cuidado las condiciones que la aseguradora te ofrece. Esta tiene la obligación de aclarar cualquier punto en los que puedas surgirte dudas para que no haya sorpresas de mal gusto a la hora de pagar la póliza. Te recomendamos que uses el comparador de Acierto.com donde podrás elegir entre las mejores compañías del mercado el seguro que más se ajuste a tus necesidades que te permita ahorrar en la póliza de tu coche. Todo con el menor precio garantizado en la contratación.

"Pay As You Drive (paga por cómo conduces)"

Desde hace unos años podemos contar en España con la modalidad de póliza de ‘Pay As You Drive’ (PAYD), que literalmente significa en castellano ‘paga por cómo conduces’. Es un sistema habitual de los Estados Unidos pero al que todavía no estamos acostumbrados dentro de nuestras fronteras. Generali y MAPFRE son dos de las aseguradoras que ya lo ofrecen.

Normalmente, a la hora de decidir el precio de la prima de un seguro, se tienen en cuenta la edad del asegurado, el tipo de vehículo, la ciudad… En este caso, el factor determinante son los kilómetros que realizamos y la forma de conducir. Pero, ¿cómo puede saber esto la compañía? Muy sencillo: con la implantación de un dispositivo telemático que recoge la distancia que recorremos, las carreteras por las que circulamos (incluso si es de día o de noche), si frenamos de forma brusca, si nos pasamos los límites de velocidad…

Normalmente, a la hora de decidir el precio de la prima de un seguro, se tienen en cuenta la edad del asegurado, el tipo de vehículo, la ciudad…

Este dispositivo puede incluir servicios adicionales como localización del vehículo o aviso de emergencias en caso de accidente. Así, la cuota irá variando mes a mes en función de nuestro comportamiento al volante. Es la forma más sencilla de premiar a los conductores que no utilizan demasiado el coche, que lo hacen de día o por carreteras seguras, además de cerciorarse de que, efectivamente, cumplen con todas las normas de seguridad vial.

Consejos para ser un buen conductor

En las autoescuelas es donde todos aprendemos a conducir. Allí nos enseñan a circular y a interpretar las señales de tráfico. Pero es cierto que hasta que no nos vemos absolutamente solos con nuestro coche en la carretera no nos curtimos realmente al volante. Un buen conductor se hace con la práctica, por eso te dejamos algunos consejos que te serán útiles a la hora de conducir:

  • Mantén siempre la concentración. Una mínima distracción al volante puede ser fatídica, por lo que deberás tener puestos los cinco sentidos en la carretera. Es necesario entrenar la vista para poder controlar cualquier elemento que interactúe con el asfalto, como posibles incorporaciones de otros vehículos o las bicicletas que circulan por el arcén. No olvides tener siempre una postura adecuada mientras conduces. Olvídate del móvil y de todos los elementos de distracción como manejar la radio.
  • Cumple todas las normas de seguridad. Parece obvio, pero es común que nos olvidemos en algunas ocasiones de cosas tan importantes como mantener la distancia de seguridad con el coche que tenemos delante. Además, debemos cumplir con el uso del cinturón, hacer caso a las señales de tráfico, no realizar adelantamientos indebidos.
  • Conduce siempre en las mejores condiciones. Si tienes un viaje de muchos kilómetros por delante, procura sentarte al volante después de descansar bien. Durante el trayecto realiza los descansos necesarios e hidrátate. Si no te encuentras bien, no te fuerces a seguir viajando y espera a estar totalmente recuperado. Y por supuesto, no conduzcas si estás bajo los efectos del alcohol o las drogas.
  • Olvida la agresividad. Todos tenemos experiencias con otros conductores que nos han sacado de nuestras casillas, por ejemplo cuando realizan maniobras un tanto cuestionables, pero enfadarte no te va a llevar a nada. Respira, ten paciencia y no caigas en piques absurdos y peleas, porque la carretera no es lugar para juegos.
  • Señaliza todas tus maniobras. A veces, cuando llevamos tiempo circulando por la autovía, nos olvidamos de señalizar los cambios de carril. Esto puede provocar un accidente muy grave debido a la alta velocidad a la que se circula en este tipo de vías. Preocúpate de advertir con antelación la maniobra a la hora de adelantar, tomar un desvío o en la incorporación a otra carretera.
Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA
Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Más info Política de Cookies.

ACEPTAR