Mi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

Los seguros de impago de alquiler

Conoce este seguro que protege al arrendador ante posibles impagos

Uno de los riesgos que se asumen a la hora de alquilar un piso en propiedad son los posibles impagos en los que pudiera incurrir el inquilino. Por ello, en los últimos años se ha popularizado la fórmula de los seguros de alquiler, herramienta que para muchos se ha convertido en imprescindible para poder alquilar su vivienda con tranquilidad. Además, dicha posibilidad no sólo supone un beneficio para el arrendador, ya que en muchos casos este tipo de seguro permite el acceso a una vivienda en alquiler a inquilinos que, siendo solventes, no eran capaces de hacer frente al aval previo necesario.

Porque a grandes rasgos, este seguro protege al propietario ante cualquier posible impago que se diese por parte del inquilino. Pero de forma previa a esto, la propia aseguradora realiza un estudio sobre la viabilidad económica del posible inquilino al analizar su estatus económico para así evitar riesgos y sorpresas desagradables en un futuro para quien arrienda. A continuación, desgranamos punto por punto los requisitos necesarios para acogerse a este seguro, sus coberturas, garantías, precios y forma de funcionamiento.

Compara precios y coberturas de 10 aseguradoras y ahorra hasta un 50% en el seguro de tu casa
COMPARAR SEGUROS DE HOGAR

¿Qué compañías ofrecen este tipo de seguro?


Debido a la popularidad de este tipo de seguros y de la tendencia al alza en el alquiler de viviendas, son muchas las aseguradoras que operan en el ramo de hogar y que, además de comercializar pólizas multirriesgo, ofrecen soluciones para proteger al propietario, de una u otra manera. Es decir: con seguros específicos o con garantías pensadas para los propietarios de viviendas en alquiler. Nos vamos a centrar en la oferta de estas cuatro grandes compañías:

Compañía
¿Cuenta con un seguro específico?
Sí, el Seguro de Protección de Alquileres No, pero lo cubre con la garantía de Pérdida de Alquileres (cobertura opcional) Sí, el Seguro Impago Alquiler de Vivienda No, pero lo cubre con su seguro de Vivienda en Alquiler
¿Cuántas cuotas quedan cubiertas?
12 12 6, 9 o 12 6, 9, 12 o 18
¿Cubre los actos vandálicos del inquilino?
Sí, opcional en FlexiConfort y FlexiVip Sí, hasta 3.000 euros Opcional: suma elegir (con franquicia)
Otras prestaciones interesantes
Asistencia en el hogar - Inhabitabilidad por siniestro (hasta 12 meses)

- Asistencia en el hogar
- Gastos de cerrajero y cambio de cerradura

- Asesoramiento jurídico telefónico
- Cambio de cerradura por desahucio

- Asistencia en el hogar

- Pago de facturas pendientes de suministros
¿Cuenta con un seguro específico?
Sí, el Seguro de Protección de Alquileres
¿Cuántas cuotas quedan cubiertas?
12
¿Cubre los actos vandálicos del inquilino?
Otras prestaciones interesantes
Asistencia en el hogar
¿Cuenta con un seguro específico?
No, pero lo cubre con la garantía de Pérdida de Alquileres (cobertura opcional)
¿Cuántas cuotas quedan cubiertas?
12
¿Cubre los actos vandálicos del inquilino?
Sí, opcional en FlexiConfort y FlexiVip
Otras prestaciones interesantes
- Inhabitabilidad por siniestro (hasta 12 meses)

- Asistencia en el hogar
¿Cuenta con un seguro específico?
Sí, el Seguro Impago Alquiler de Vivienda
¿Cuántas cuotas quedan cubiertas?
6, 9 o 12
¿Cubre los actos vandálicos del inquilino?
Sí, hasta 3.000 euros
Otras prestaciones interesantes
- Gastos de cerrajero y cambio de cerradura

- Asesoramiento jurídico telefónico
¿Cuenta con un seguro específico?
No, pero lo cubre con su seguro de Vivienda en Alquiler
¿Cuántas cuotas quedan cubiertas?
6, 9, 12 o 18
¿Cubre los actos vandálicos del inquilino?
Opcional: suma elegir (con franquicia)
Otras prestaciones interesantes
- Cambio de cerradura por desahucio

- Asistencia en el hogar

- Pago de facturas pendientes de suministros

MAPFRE: alquiler protegido y mucho más

En MAPFRE Seguros puedes contratar el Seguro de Protección de Alquileres, que ofrece las coberturas habituales: la garantía de pago de 12 cuotas, los daños por actos vandálicos, la defensa jurídica en caso de tener que iniciar una demanda de desahucio y, además, un servicio de reparaciones de urgencia gracias a su garantía de Asistencia en el hogar, con el que se desmarcan ofreciendo una ventaja extra. Para el resto de reparaciones, MAPFRE pone en contacto al usuario con su red de profesionales.

AXA: un seguro flexible que sea adapta a todo, incluido el impago de alquiler

AXA no cuenta con un producto específico de protección de alquileres. Pero sí ofrece una cobertura similar a través de sus seguros de hogar. AXA permite configurar sus pólizas de hogar, por lo que es posible añadir la garantía de Pérdida de Alquileres a sus pólizas Flexi Confort y Flexi Vip, garantizando así el alquiler durante 12 meses. La cobertura de daños por actos vandálicos también forma parte de su amplia lista de garantías opcionales. Es interesante también que cubra la Inhabitabilidad de la vivienda por siniestro. Además de hacerse cargo del coste del alojamiento provisional, también cubre los gastos de traslado de su mobiliario y objetos personales (hotel, mudanza, guardamuebles, etc.) 

Allianz: con la protección de Allianz Assistance

Allianz ofrece protección frente al impago a través de Allianz Assistance. El Seguro Impago Alquiler de Vivienda está diseñado para cubrir cualquier contingencia relacionada tanto con el impago —a través de la defensa jurídica— como con los daños que pueda sufrir la vivienda, al cubrir hasta 3.000 euros para este supuesto. Incluye entre sus garantías los gastos de cerrajero y cambio de cerradura —por desahucio y por actos vandálicos— y el asesoramiento jurídico telefónico ilimitado, además de la revisión de todos los documentos legales por parte del equipo de abogados de Allianz Assistance. Una ventaja más: su flexibilidad. Es posible garantizar el pago en seis, nueve o doce cuotas de alquiler.

Caser: protección por impago de hasta 18 meses

Al contratar el Seguro de Vivienda en Alquiler de Caser tendrás algunas ventajas extra. Este seguro incluye tanto el cobro del alquiler impagado como las facturas de suministros que hayan quedado pendientes de pago. También permite elegir el período de impago a garantizar entre cuatro opciones: seis, nueve, doce o dieciocho meses. Como Allianz, proporciona el servicio de cambio de cerradura por desahucio. Caser añade la asistencia en el hogar durante las 24 horas del día, en caso de siniestro y para servicios urgentes de reparación. Es posible, además, sumar una cobertura opcional de daños por actos vandálicos del inquilino —tanto al contenido como al continente— y se puede elegir la cantidad a asegurar, descontada la franquicia.

Cúbrete con un seguro de impago de alquiler

¿Cuáles son los requisitos de contratación?

Para poder contratar un seguro de impago de alquiler, las compañías realizan en primer lugar un estudio sobre la solvencia financiera de los inquilinos a los que el propietario va a alquilar la vivienda, como ya hemos expuesto. A fin de cuentas es la propia aseguradora quien hace frente a los pagos en el caso de que el inquilino no cumpliese con su obligación.

Para dar por válido a un posible inquilino, las aseguradoras se mueven en unos ratios mínimos para valorar al mismo como apto. Estos oscilan entre el 40% y 45%, cuando se considera la proporción del importe del alquiler respecto a los ingresos mensuales del inquilino.

Con el objetivo de llevar a cabo este examen, la aseguradora puede reclamar una serie de documentos que certifiquen la solvencia del arrendatario:

- En el caso de tratarse de un trabajador por cuenta ajena, se solicitan las dos últimas nóminas para valorar su volumen de ingresos junto a la antigüedad del trabajador de la empresa. Lo habitual es que las aseguradoras valoren de forma más positiva los contratos indefinidos frente a los temporales.

- Para los autónomos se demanda las dos últimas declaraciones trimestrales del IVA y la última declaración del IRPF.

- A los pensionistas se les pide un justificante que determine su condición y la cuantía de sus ingresos anuales, ya sea a través de un extracto bancario o cualquier otra fórmula afín.

Junto a este aspecto determinado por sus distintas variables, la compañía también coteja al futuro inquilino en diversas listas de morosos para cerciorarse de que no se trata de un mal pagador. Igualmente, en el caso de tratarse de inquilinos ya establecidos en la vivienda a asegurar desde hace más de un año las compañías suelen obviar estas comprobaciones al entender que pueden hacer frente a estos pagos sin problemas.

Las coberturas del seguro de impago de alquiler

Como ya hemos reiterado, la prestación básica de este tipo de seguro es esa respuesta ante cualquier posible impago que se produzca por parte del arrendatario de la vivienda. Se presta a través del pago de las rentas que se hayan quedado por pagar, hasta el máximo establecido en las condiciones particulares. Es evidente que esta es la garantía principal y más atractiva para este seguro, pero no sólo incluye este servicio.

Póliza de impago de alquiler

Cuando se contrata este seguro, también se contrata una serie de garantías vinculadas a la defensa y protección de los intereses del arrendador. En caso de impago, la aseguradora reclama al inquilino, a través de abogados especialistas, las mensualidades que no haya pagado. Este proceso se ejecuta antes de que haya sentencia alguna, ya sea de desahucio o condena por impago. Además, la propia compañía también gestiona los trámites legales pertinentes para lograr una orden o sentencia para desahuciar al inquilino moroso, con el fin de que el arrendador pueda disponer de su vivienda en el menor tiempo posible.

Otro de los servicios incluidos en este seguro de hogar, es la posibilidad de reclamar los desperfectos o daños materiales que el inquilino pueda provocar en la vivienda. Junto a estos también se proveen servicios de asistencia jurídica que permite realizar consultas relacionadas con los derechos y obligaciones del arrendador.

El funcionamiento del seguro de impago de alquiler

Una vez iniciado el seguro y en el caso de que se produzca un impago de la cuota, este deberá ser comunicado con la máxima inmediatez posible a la compañía aseguradora. A partir de ese momento se inician los trámites oportunos, referidos a los procesos de reclamación de deudas y desahucio. Y como se ha expuesto, la propia empresa es la que cubrirá todos las gestiones.

A la hora de que el arrendador pueda recuperar la vivienda finalmente, hay que ser consciente de que los tiempos varían dependiendo del juzgado que tramite el desahucio. Asimismo, según la compañía aseguradora que se haya contratado, el propietario podrá comenzar a cobrar las mensualidades impagadas desde el mismo momento que lo notifica o tendrá que esperar a que la justicia decida. Si se da esta segunda posibilidad, la compañía realizará el pago del montante total del alquiler impagado de una sola vez.

Cualquier duda sobre el proceso puede ser resuelta gracias al Asesoramiento jurídico que ofrecen algunas compañías, como Allianz. O AXA, que incluye precisamente entre las situaciones previstas en su servicio de asesoramiento las consultas acerca de arrendamientos (alquileres) y/o ocupación de la vivienda (cómo confeccionar un contrato de alquiler, cómo actuar si el inquilino no paga, cómo iniciar un desahucio, cuáles son las causas legales para rescindir un contrato de alquiler, etc.).

¿Cuánto cuesta y quién paga el seguro?

En referencia al precio de los seguros de impago de alquiler, hay que tener en cuenta que se sitúan entre el 3% y el 5% de la renta anual. Esto quiere decir que, en el caso de un alquiler de 1.000 euros mensuales, implica un coste de entre 360 y 600 euros al año. No obstante, estas cifras se han de tomar de forma orientativa ya que varían para cada compañía.

¿Alquilas tu casa? Contrata un seguro de impago de alquiler

En cuanto a quién es el que ha de realizar el pago de este tipo de seguro, la ley no aclara este aspecto, lo que conlleva que ambas partes (arrendador e inquilino) pueden decidir libremente acerca de este aspecto. Por lo tanto, tanto arrendador como arrendatario podrían hacer frente a dicho pago indistintamente. Pero se debe tener presente que siempre el beneficiario será el arrendador, ya que este es quien necesita estar cubierto ante cualquier posible impago que se diera por parte del inquilino. Es decir: el seguro ha de ser contratado por el propietario de la vivienda. Al asegurar al inquilino -posible causante de los daños- no puede ser este quien lo suscriba. 

En cualquier caso, hay compañías que, en estas circunstancias, piensan en ambas figuras: propietario e inquilino. El seguro de Mutua Madrileña MM Hogar Alquiler ofrece al arrendador asistencia legal al desahucio —por impago o por obras no consentidas— y la cobertura de daños materiales al continente causados por el inquilino, garantizando hasta 3.000 euros por anualidad para este supuesto. Al inquilino le proporciona cobertura en materia de Responsabilidad Civil, tanto para el propio asegurado como para su familia, garantizando así el pago de indemnizaciones a terceros por daños y perjuicios.

Seguro de Impago de Alquiler como sustituto del aval bancario

El seguro de Impago de Alquiler garantiza al propietario que va a recibir las cuotas correspondientes al alquiler de la vivienda, de una u otra manera: si el inquilino no paga, el seguro cubre dicho importe. 

Pero dicho seguro también puede constituir una garantía por sí mismo si es el inquilino quien lo asume. La póliza hace las veces de aval bancario y de cualquier otra herramienta usada habitualmente por los propietarios para asegurarse de cobrar. Hasta ahora, la fianza, los estudios de solvencia y los avales bancarios -disponer de cierta cantidad bloqueada en una cuenta para que, en caso de impago, el alquiler se cobre de allí- y solidarios -que alguien garantice por escrito que responde por ti, si tú no pagas- eran los recursos más utilizados.

El Seguro de Impago de Alquiler es otra forma -igual de fiable para el propietario- de cubrir sus espaldas, independientemente de cómo actúe el inquilino. Es una tendencia al alza: según afirma el Observatorio Español de Seguro de Alquiler (OESA), han aumentado un 35% solo en el primer trimestre de 2019.

Esta página web, propiedad de ACIERTO.COM, utiliza cookies propias y de terceros con la finalidad de permitir la navegación, elaborar información estadística y analizar tus hábitos de navegación. Para poder usar todas las funcionalidades de la web deberás aceptar el uso de las mismas, puedes consultar nuestra política de cookies aquí.

RECHAZARACEPTAR