• Seguros
  • Financiación
Mi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

¿Cuáles son los accidentes más frecuentes en Navidad?

Los accidentes de tráfico y los accidentes en casa, a examen

Se acerca la época de las celebraciones navideñas. Pero no todo es alegría. Estadísticamente, estos días entrañan también ciertos riesgos, tanto al volante como en casa. Por eso la plataforma Acierto.com ha realizado este análisis, en el que se recopilan los accidentes de Navidad más frecuentes y facilita algunos consejos para prevenirlos.

Los accidentes de tráfico se disparan en Navidad

Según los datos manejados por el comparador de seguros de coche, el 25% de los accidentes cercanos a las fiestas más señaladas se producen en los días 22, 23, 29 y 30 de diciembre. Además, se calcula que entre el 24 de diciembre y el 7 de enero se producirán unas 60.000 colisiones.

Tras estas cifras está la mayor movilidad de estos días. Hacer compras navideñas, acudir a cenas o comidas de empresa o las reuniones familiares son motivos habituales de desplazamiento en estos días. Pero esta mayor movilidad no es la única responsable.

Accidentes de Navidad por alcohol y drogas

Una vez más, desde Acierto.com se señala al consumo de alcohol y drogas —más habitual durante las celebraciones— antes de coger el coche. Más de la mitad de conductores encuestados por Acierto.com reconoce que alguna vez ha conducido bajo los efectos de estas sustancias. Más preocupante aún es el hecho de que, para el 14%, es algo habitual.

Y es que esta imprudencia, conducir bajo los efectos del alcohol y otras sustancias, es la responsable del 60% de los accidentes de tráfico con víctimas. Además, el riesgo de accidente se multiplica nada menos que por 25 si se conduce con una tasa de alcohol en sangre entre los 1,5 y 2,4 g/l. Los hombres jóvenes (de entre 35 y 45 años) representan el perfil más numeroso en los accidentes de tráfico que se producen en Navidad.

Las condiciones climáticas aumentan los riesgos

Tampoco ayudan las condiciones climáticas propias de la época: conducir con nieve, con lluvia, placas de hielo… obliga a estar más atento a la carretera y, por tanto, aumentan el estrés del conductor. En estos casos, el mejor consejo es reducir la velocidad, adecuándola a la situación de la vía. 

Otro responsable de los accidentes es el mal (o nulo) mantenimiento del vehículo. No asegurarse de que el vehículo está en perfectas condiciones antes de emprender un viaje largo influye en la siniestralidad. Y hay que tener en cuenta que 1 de cada 4 españoles no revisa el coche antes de salir, el 60% no cambia los neumáticos cuando es necesario y 2 de cada 5 ignoran las revisiones marcadas por el fabricante.

El mantenimiento del coche, clave para evitar accidentes

No procurar un buen mantenimiento al coche no solo aumenta la siniestralidad. También el riesgo de sufrir una avería y tener que solicitar asistencia en viaje. Este hecho podría provocar una subida del seguro de coche, de cara a la renovación. Podrían subirte la prima por haber hecho uso de este servicio varias veces. De hecho, algunas aseguradoras limitan las solicitudes de asistencia a ‘x’ veces al año. 

Por último, el exceso de velocidad siempre es mala compañera. Algo a tener en cuenta en estos días de compras a última hora e imprevistos, que pueden provocar esa prisa, también al volante. 

Otros accidentes de Navidad: accidentes en casa

Los accidentes en el hogar aumentan también en estas fechas navideñas. De hecho, se calcula que se producirán hasta 180.000 percances en el hogar. Los siniestros más frecuentes son, por orden, las goteras, la rotura de cristales —hay niños jugando y adultos que han consumido alcohol—, los daños eléctricos (por un mal contacto en las luces navideñas, por ejemplo) y los robos.

Es más: el día del año en el que más robos se producen es el día de Reyes. Los daños por la climatología adversa y la Responsabilidad Civil son otros dos aspectos muy a tener en cuenta en estos días, así como los accidentes en la cocina. 

También los incendios, en general relacionados con árboles de Navidad, adornos y luces en mal estado, un uso arriesgado de artefactos pirotécnicos, etcétera. Un riesgo para el que un seguro de hogar debe ofrecer una protección completa. 

Tropiezos y caídas —por ejemplo, con el árbol— o sobre otra persona, también pueden llegar a ser frecuentes estos días. Gracias a los seguros de hogar, ante cualquier percance que ocurra y del que seas responsable, contarás con el respaldo de la compañía de seguros, que garantiza grandes cuantías en concepto de indemnizaciones por daños a terceros, mediante la cobertura de Responsabilidad Civil.

Pero, ¿quién sufre en mayor medida estos accidentes domésticos? En este punto, es interesante señalar que el 54% de los accidentes que afectan a niños tienen lugar en la propia casa y es un 30% más probable que el niño sufra un accidente en casa a que lo sufra en la calle. Además, cuanto más tiempo pasan en casa, más posibilidades hay de que se produzca un accidente, como de hecho pasó durante el confinamiento. También las mujeres sufren más accidentes en casa —principalmente, quemaduras y caídas— que los hombres: el 56,2% frente al 43,8% de hombres.