El 85% de los españoles desconoce cómo afectan los partes al precio de su seguro de coche


  • Una aseguradora puede tardar hasta 14 años para aplicar el descuento máximo por buena conducción

Madrid, 23 de septiembre de 2014.- Cada vez son más los conductores que tienen en cuenta que para ahorrar en el seguro del coche resulta esencial comparar el mayor número de aseguradoras posible. No obstante, aunque la mayoría intuye que los partes que dan al seguro pueden llegar a encarecer el importe de su póliza, según un estudio realizado por el comparador de seguros Acierto.com, el 85,2% de los conductores desconoce cómo determina su compañía de seguros los descuentos que le ofrece por ser "buen conductor" y generar una baja siniestralidad.

Con el objetivo de identificar el seguro de coche más adecuado para el perfil de cada uno de sus usuarios, desde Acierto.com destacan la importancia de conocer bien el funcionamiento de las diversas pólizas de seguro y también sus sistemas de bonificaciones, ya que es uno de los factores que más influye en el precio de las pólizas de auto. "El sistema varía de unas entidades a otras, pero lo más frecuente es que la bonificación máxima oscile entre el 50 y el 65% de descuento" indica Carlos Brüggemann, director de operaciones de Acierto.com. "Desgraciadamente, la metodología de aplicación de estos descuentos no siempre resulta todo lo transparente que debería ser", destaca Brüggemann.

Mientras que las compañías sí suelen promocionar sus bonificaciones máximas, son pocas las que detallan los años de fidelidad y buena conducción requeridos para obtenerlas. Según el mencionado informe, en el que se han analizado 10 de las principales aseguradoras en España, de media, la bonificación máxima ronda el 56% y son necesarios 10 años para alcanzar este nivel de descuento. Así, solo dos compañías contemplan un período inferior a 6 años sin dar partes para obtener descuentos de entre el 50% y el 55%.

Y si poco se conoce sobre las bonificaciones, el desconocimiento sobre las penalizaciones es aún mayor, puesto que se trata de una información que las aseguradoras comunican todavía menos. Por norma general, las compañías castigan a sus conductores con un recargo en la prima de su seguro al acumular un número determinado de partes al año, que varía en función de la entidad, aunque en la mayoría de los casos, un parte de daños suele ser suficiente para perder un nivel de bonificación. No obstante, en los sistemas más restrictivos, un buen conductor puede perder la bonificación acumulada durante 3 años sin partes, con un solo accidente. Para evitar este tipo de sorpresas, desde Acierto.com se aconseja informarse sobre los recargos y penalizaciones que puede conllevar dar un parte en nuestra aseguradora, qué coberturas penalizan y cuáles no, así como cuántos niveles se desciende si se va a dar un parte.

Mutua Madrileña, por ejemplo, permite alcanzar la bonificación máxima del 50% en tres años y, asimismo, ofrece la posibilidad a sus asegurados de dar hasta tres partes al año sin penalización. En el otro extremo, en Allianz son necesarios 14 años para alcanzar la bonificación máxima del 55% ofrecida por la compañía, aunque en caso de siniestros que afecten a las garantías de Asistencia en Viaje o Asesoramiento por Multas de Tráfico, no se aplica penalización.

Comparativa de sistemas de bonificación de los principales seguros de coche en España (*)

CompañíaBonificación máximaAños para obtener
Mutua Madrileña50%3 años
Línea Directa55%5 años
MAPFRE60%7 años
Génesis65%8 años
Pelayo50%9 años
Generali60%11 años
Plus Ultra55%11 años
Axa50%12 años
Allianz55%14 años
Fuente: Acierto.com
* Para clientes que empiezan desde cero. Datos para seguros a todo riesgo sin franquicia.

El desconocimiento de la mayoría de usuarios sobre el funcionamiento de los sistemas de bonificaciones y penalizaciones de las aseguradoras, también llamados sistemas bonus-malus, hace que algunos también ignoren que existe la posibilidad de conservar éstas aunque cambien de compañía de seguros. Esto es posible gracias al Fichero Histórico del Seguro del Automóvil (SINCO), un archivo en el que las aseguradoras comparten las incidencias que han tenido sus clientes.

Gracias a este sistema, cuando un usuario decide cambiar de seguro, la compañía receptora del nuevo cliente puede acceder a su historial de siniestros como asegurado para determinar el importe de su nueva póliza de acuerdo a su perfil. Sin embargo, es importante tener en cuenta que este sistema funciona tanto en lo relativo a bonificaciones como penalizaciones, de tal manera que un parte con terceros afectará no solo a la renovación de la póliza del usuario, sino también a posibles descuentos por parte de otras aseguradoras.

En cualquier caso, a la hora de elegir nueva aseguradora, el factor más importante es el precio final ofertado por cada compañía al usuario, así como el nivel de coberturas asociado a dicho importe, antes que las posibles bonificaciones y penalizaciones del sistema bonus-malus. "Existen grandes diferencias de precio y coberturas entre las más de 30 aseguradoras del mercado y en Acierto.com hemos detectado disparidades de más de 300€ entre compañías que ofrecen porcentajes de bonificación por buena conducción similares", explica Carlos Brüggemann.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR