¿Qué debes hacer en caso de que varíe el riesgo de tu seguro de coche?

El cambio puede estar motivado porque tu perfil de conductor ya no es el mismo y la aseguradora ya no asume el mismo riesgo

A la hora de contratar una póliza de seguros, el precio de la prima se calculará en función de unos factores determinados, como son el perfil del conductor (su edad, los años con carnet de conducir, su estado civil) o las características técnicas del coche (marca, tipo de coche, antigüedad). Para encontrar seguros de coche a precios muy económicos te recomendamos comparar con el comparador Acierto.com. En tan solo tres minutos encontrarás las pólizas de seguros que te ofrecen hasta 30 compañías y todas ellas al mejor precio.

Lo más probable es que tu perfil de conductor, o las características de tu vehículo varíen con el paso del tiempo. Y con ello, el riesgo que tu compañía de seguros asumió con tu póliza también variará. Ya sea porque por ejemplo pasado un año desde que obtuviste la licencia ya no eres considerado conductor novel, o porque te has comprado un nuevo coche de alta gama. Pero, ¿Qué pasa si este tipo de características varían? ¿Variará también el precio a pagar por nuestro seguro de coche? Por lo general, si, y es que este tipo de cambios pueden afectar al precio de tu póliza de seguros.

Lo más probable es que tu perfil de conductor, o las características de tu vehículo varíen con el paso del tiempo.

Así, es muy importante que en caso de que alguno de los factores que las compañías tienen en cuenta a la hora de calcular la prima de tu póliza cambie, se lo hagas saber a tu aseguradora lo antes posible. Ya que el riesgo varía, y el precio a pagar por tu seguro de coche se verá también modificado.

Debes saber que en caso de que el cambio en cualquier factor aumente el precio de tu prima la compañía te hará abonar la cantidad correspondiente en el momento, mientras que, si por el contrario, el precio de la prima se ve reducido, tu compañía te devolverá la cantidad correspondiente en el siguiente pago. Del mismo modo debes tener en cuenta que, si alguno de los factores que determinan el precio de la prima varían y no se lo haces saber a tu aseguradora, las consecuencias suelen ser, por lo general, negativas.

Así, pueden darse casos en que determinados factores cambien y:

  1. El riesgo que asume tu aseguradora disminuya: como por ejemplo, si antes aparcabas tu coche en la calle y ahora has alquilado una plaza de garaje, o si tu hijo ha cumplido 26 años, y por tanto ha dejado de ser conductor joven - y ha dejado de ser considerado conductor con mayor riesgo-, o si incluyes en tu vehículo un sistema antirrobo electrónico de última tecnología, son factores que harán cambiar el precio de tu seguro. En todos estos casos, el riesgo que tu compañía asume al concederte una póliza de seguros disminuye, y por tanto, el precio de la prima a pagar por lo general será menor. Como hemos dicho anteriormente, en estos casos, tu aseguradora te abonará la diferencia de precio en el siguiente plazo de pago. Es decir, por lo general, no te abonará la parte proporcional de forma inmediata.

  2. El riesgo que asume tu aseguradora aumente: Si tu hijo o hija se ha sacado el carnet de conducir recientemente, y le permites conducir tu coche de vez en cuando, es decir, tu hijo o hija es el conductor ocasional de tu vehículo. O si por ejemplo, has comenzado a utilizar el coche entre semana, cuando antes únicamente lo utilizabas los fines de semana. Estos son casos en los que el riesgo que asume tu aseguradora aumenta, y por tanto, por lo general, la prima a pagar por la póliza también. En estos casos, tu compañía te cobrará la cantidad correspondiente de forma inmediata.

¿Y si no le notifico a mi aseguradora la variación de riesgo?

Te recomendamos estar siempre pendiente de cualquier variación ya sea en ti como conductor o en tu vehículo

Las consecuencias en caso de que no avises a tu compañía de seguros dependerá de la aseguradora con la que tengas contratado tu póliza, aunque por lo general, suelen ser negativas para ti como tomador del seguro. Así, dependiendo de cuál sea el factor que ha variado y por el que ha aumentado o disminuido el riesgo, podrán darse casos en que la aseguradora se niegue a cubrir una indemnización, ya que esta considerará que has actuado de mala fe. O podrá también suceder que el pago de la indemnización sea conjunto entre tú como asegurado y tu compañía. Este se hará de forma proporcional entre lo que pagas de seguro y lo que hubieras tenido que pagar en caso de haberle dado a conocer a tu compañía el cambio de riesgo.

Para evitar tener problemas con tu compañía de seguros y estar bien cubierto en caso de que tú o tu coche sufráis daños tras un siniestro, te recomendamos estar siempre pendiente de cualquier variación ya sea en ti como conductor o en tu vehículo. Así, desde Acierto.com te recomendamos que si cualquier factor varía, se lo notifiques a tu aseguradora cuando antes.

Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA
Coche
Compara 30 aseguradoras y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

CERRAR