Acceso área privadaMi cuenta
Iniciar sesión
He olvidado mi contraseña
¿Eres un usuario nuevo?
Crea tu cuenta
Subiendo archivos

Carencia en el seguro médico

Qué significa que tengas carencia en tu seguro médico y cómo te afecta

Si estás buscando seguros de salud, te habrás tropezado con ella. La carencia del seguro médico está presente en cada condicionado. Y es fundamental que entiendas qué es y cómo se aplica en una póliza antes de contratarla. Cómo y cuándo afecta es algo que descubrirás leyendo esta guía.

Si lo que quieres es encontrar el mejor precio para tu seguro (con o sin carencia), entra ya en nuestro comparador de seguros de salud. Podrás consultar las carencias, así como el resto de las condiciones de cada póliza.

Compara y contrata el mejor seguro médico
COMPARAR SEGUROS DE SALUD

Período de carencia: significado

El número de personas que cambian la sanidad privada por la pública no ha dejado de crecer en los últimos años. Problemas que se agravan cada vez más como las esperas en la Seguridad Social disparan la contratación de seguros privados. Sin embargo, contratar un seguro de salud también implica esperar. Al menos para poder disfrutar de todas sus ventajas.

Y es que la carencia en el seguro médico se traduce en otro tipo de espera: el período de tiempo que ha de pasar desde que la póliza entra en vigor hasta que se puede acceder a todas sus coberturas. Ese es el significado exacto de carencia en el seguro médico.

Por eso, no es posible contratar un seguro médico para operarse: porque la hospitalización es una de esas garantías afectadas por la carencia en el seguro médico, para la que tendrás que esperar. Volveremos sobre ellas en próximos apartados.

Carencia en el seguro médico

¿Para qué sirve la carencia en el seguro médico?

Con esta política de carencias, la compañía se cerciora de que no has contratado tu seguro únicamente para poder hacer uso de ciertos servicios —como una intervención o el tratamiento de una enfermedad crónica grave que ya padeces— y dar de baja la póliza justo después. Tendrás que permanecer un tiempo mínimo con la aseguradora para poder acceder a todo lo que incluye tu seguro.

En cualquier caso, las carencias no son el único mecanismo que tienen las compañías para garantizar tu permanencia. Porque, salvo en aquellas situaciones en las que es posible dar de baja el seguro de salud fuera de plazo, habrá consecuencias económicas si lo haces. Salvo excepciones, un seguro de salud te compromete durante todo un año; también en lo que respecta a los pagos.

El cuestionario previo es otra forma de garantizar que no vas a hace un uso inmediato (ni de más) del seguro, ya que tendrás que declarar las enfermedades que ya te hayan sido diagnosticadas y aún padezcas o hayas padecido en el pasado.

Qué coberturas tienen carencia en el seguro médico

Si tenemos en cuenta las coberturas afectadas por carencia, el seguro médico es accesible desde el primer día en lo que respecta a la atención médica primaria. Desde el momento en que tu seguro entra en vigor, puedes pedir una cita con tu médico de cabecera, llevar a tu hijo al pediatra y acudir a cualquier otro especialista. O hacerte un análisis de sangre o una radiografía.

¿En qué coberturas encontrarás carencia en el seguro médico? Las vemos una a una.

Medios de diagnóstico complejos

Decíamos que analíticas y radiografías están disponibles desde tu primer día como asegurado. Pero en realidad, puedes someterte a cualquiera de las pruebas de diagnóstico consideradas simples. Las complejas —y para las que se necesitan equipos más costosos, como una Tomografía Axial Computada (TAC)— si presentan carencia en el seguro médico.

Tratamientos especiales

Algunas patologías necesitan algo más que medicación para ser superadas. Requieren que el paciente reciba un tratamiento especial, durante un tiempo. Como el cáncer o un episodio renal agudo, que necesitan de tratamientos de Oncología (como quimioterapia) y de diálisis, respectivamente.

Intervenciones con carencia

Tanto las intervenciones ambulatorias (que no requieren hospitalización) como las quirúrgicas u hospitalarias (que necesitan que el paciente sea ingresado) presentan carencia en el seguro médico. En las primeras es menor. Por otra parte, l requerir ingreso, las intervenciones quirúrgicas hospitalarias tienen la misma carencia que la hospitalización.

Hospitalización

La hospitalización es una de las coberturas por las que más tendrás que esperar. E incumbe a todos los tipos de ingreso: quirúrgico, médico, de urgencias, en el hospital de día y en la unidad psiquiátrica. También la obstétrica: no podrás ingresar para dar a luz con asistencia médica privada (ni empezar el seguimiento del embarazo) hasta que lleves un largo tiempo en la compañía. Cuánto, lo veremos al hablar de la carencia en diferentes aseguradoras.

Planificación familiar

Tanto si quieres ser asistida en el parto como no quedarte embarazada, tendrás que esperar para poder recibir asistencia médica. La planificación familiar también presenta carencia en el seguro médico. Porque incluye la colocación del DIU y el coste del dispositivo. E intervenciones quirúrgicas para ambos miembros de la pareja: vasectomías y ligaduras de trompa.

Reproducción asistida

La que afecta a la reproducción asistida es la más larga de las carencias del seguro médico. Y con más requisitos; no en vano, son tratamientos muy costosos. Porque lo habitual es que se haga extensiva a ambos progenitores: que requiera esta misma permanencia para ambos en el seguro. Los dos debéis ser titulares de la póliza todo el tiempo que marque la garantía para esta cobertura.

Además, hay unos criterios de edad máxima para acceder a ella y pueden exigir un diagnóstico de esterilidad de al menos uno de ellos.

Carencia en el seguro médico: ¿cuánto dura?

La duración del período de carencia en el seguro médico para las garantías que hemos visto depende, como tantos otros aspectos, de la póliza contratada y la compañía escogida. Comparar el mayor número de pólizas será la única manera de saber si hay alguna elección que suponga más ventajas, en este sentido. Por ejemplo, si te permiten evitar la carencia, como explicaremos más adelante.

De momento, queremos ver cómo se materializa la carencia en el seguro médico comparando las condiciones de cinco seguros de salud de cinco grandes compañías. Nos fijamos en las coberturas que hemos analizado, aunque otros servicios también pueden ser inaccesibles durante cierto tiempo.

Carencia en el seguro médico: comparativa

Compañía
Medios de diagnóstico
6 meses 3 meses medios de diagnóstico de alta tecnología

6 meses medios de diagnóstico intervencionistas
3 meses medios de diagnóstico de alta tecnología

6 meses medios de diagnóstico intervencionistas)
Sin carencia; 6 meses
Tratamientos especiales
6 meses Entre 3 y 8 meses 8 meses Sin carencia 10 meses
Intervenciones
6 meses Cirugía ambulatoria

8 meses Cirugía hospitalaria
3 meses Cirugía ambulatoria

8 meses Cirugía hospitalaria
4 meses 6 meses 3 meses Cirugía ambulatoria

10 meses Cirugía hospitalaria
Hospitalización
8 meses 8 meses 4 meses 6 meses 10 meses
Planificación familiar
6 meses 6 meses 6 meses Sin carencia 10 meses
Reproducción asistida
Solo se requiere ser mutualista de Asisa 6 meses
(en un seguro hospitalario)
No la cubre Solo se necesita ser asegurada de DKV Accesible a cualquier usuaria

 

Carencia en el seguro médico de Asisa

En lo que respecta a la carencia del seguro médico de Asisa, Completa ++, cabe destacar la accesibilidad al servicio de reproducción asistida. Solo necesitas acreditar tu condición de mutualista. Aunque no para disfrutar de cobertura completa, sino de grandes ventajas frente a quienes no son de Asisa: un precio con hasta un 35 % de descuento frente a la tarifa de mercado (en función de la técnica).

Tampoco tienen carencia garantías de Completa ++ como la asistencia en viaje, la preparación al parto (el curso) y la cobertura por accidentes laborales (que tengan que ver con tu profesión) y los que son “amparados por el seguro obligatorio de vehículo de motor”. Y podrás disfrutar desde el primer día de ventajas como su servicio de segunda opinión médica y del Doctor Virtual (un chat de consultas médicas).

Adeslas y la carencia en el seguro médico

Si estáis pensando en ser padres, pero necesitáis ayuda, con un seguro como Adeslas Plena Total, podéis conseguirlo: disfrutando de precios especiales para la inducción a la ovulación, la fecundación in Vitro y la inseminación artificial, sin límite de sesiones. El único requisito es llevar al menos 6 meses en Adeslas y con un seguro que cubra la hospitalización.

Pero muchas de las ventajas de este seguro no tienen carencia: la garantía de reembolso para Fisioterapia, Rehabilitación y Podología, la cobertura dental, el servicio de videoconsulta y los chequeos médicos (hay hasta tres, en función de tu edad).

¿Cómo es la carencia en el seguro médico Divina Pastora completo?

Divina Pastora se desmarca de lo habitual al ofrecer hospitalización desde el cuarto mes de permanencia en el seguro. Eso sí, dejando fuera la hospitalización obstétrica. De hecho, la carencia en el seguro médico de Divina Pastora para la asistencia al parto es mayor de lo habitual: 10 meses. Y además aclara: "si la fecha prevista de parto no cumple los periodos de carencia establecidos, quedarían sin efecto todas aquellas coberturas ligadas al mismo (control y seguimiento)”.

Como en el resto, no hay carencia en otros servicios, como el traslado en ambulancia y las urgencias vitales. También podrás acudir al podólogo y al psicólogo desde el primer día, ya que ambas especialidades están cubiertas: 12 sesiones al año por asegurado en tratamientos de quiropodia para Podología y tratamiento en consulta, en el caso de la Psicología.

Así revoluciona DKV la carencia en el seguro médico 

Si quieres evitar la carencia en el seguro médico lo máximo posible, decántate por DKV Integral. Porque solo presenta carencia en cuatro coberturas: hospitalización e intervención quirúrgica (incluidas prótesis), 6 meses; partos, 8 meses; trasplantes 12 meses y estudio biomecánico de la marcha, 6 meses.

También un período de exclusión de la cobertura (de 12 meses), en caso de asistencia sanitaria por infección de VIH/SIDA. Si durante este tiempo se diagnosticara, quedaría fuera del alcance del seguro. Pero aún puedes salvar estas carencias. En el caso del embarazo, podrías tener la misma asistencia que si hubieras cumplido la carencia, asumiendo para ello un sobrecoste en la prima. Tampoco hay carencia en ningún seguro médico DKV para acceder a la reproducción asistida. Se trata de un servicio ofrecido a precios especiales, solo por ser asegurada (con un 5 % de descuento en los tratamientos).

La carencia en un seguro médico de Sanitas: Sanitas Más Salud

La carencia en este seguro médico de Sanitas es más estricta de lo habitual. Tendrás que llevar 10 meses en la compañía para poder acceder a coberturas como la hospitalización (incluyendo la asistencia al parto), cuando en el resto de aseguradoras (como en otras modalidades de la compañía) son 8 meses.

En cambio, no tendrás que superar carencia para disfrutar de los muchos pluses de esta póliza. Como sus planes personalizados por videoconsulta (infantil, del embarazo, de nutrición, etc.), bajo la supervisión de profesionales de cada área. Y la posibilidad de hablar con un médico del servicio de urgencias 24 horas (vía telemática), en cualquier momento. También tendrás asistencia sanitaria en el extranjero y segunda opinión médica.

¿Se puede evitar la carencia en el seguro médico?

Llegados a este punto, ya te habrás hecho esta pregunta. Y la respuesta es un sí, pero con matices. Lo habitual es que tengas que superar esos períodos al contratar un seguro de salud. Pero esta situación se puede revertir de dos formas:

Viniendo de otra compañía

Son varias las aseguradoras que, para captar nuevos clientes, ofrecen la posibilidad de “saltarse” la carencia del seguro médico. Pero con condiciones. Lo permite por ejemplo Adeslas, siempre que “hayas estado el tiempo suficiente para superar los periodos de carencias”. Además, el seguro que contrates tiene que (al menos) igualar el nivel de protección de tu anterior póliza.

Sanitas también está dispuesto a que no tengas que esperar por la carencia para disfrutar de todas las coberturas de sus seguros. Da la posibilidad de reducir o incluso eliminar la carencia si contratas tu seguro médico con ellos después de llevar al menos un año asegurado en otra compañía.

Cabe señalar que, aunque eliminen las carencias, las compañías dejan fuera de esta ventaja la asistencia al parto. Es casi imposible disfrutarla desde el primer día, salvo casos de partos distócicos en situación de urgencia vital y en partos prematuros (antes de la semana 28).

Contratando un seguro médico sin carencia

Una forma fácil de olvidarte de estas esperas para acceder a la cobertura completa de tu póliza es contratar un seguro médico sin carencia. Como Sanitas Accede, que combina atención presencial con digital. En cualquier caso, este tipo de producto no es tan popular como el seguro con carencia. Y si lo encuentras, lo más habitual es que su cobertura sea extrahospitalaria.

Con o sin carencia: tu seguro médico al mejor precio

Si estás planteándote contratar un seguro de salud, ahora que ya sabes qué es la carencia, cómo te afecta y, sobre todo, cómo te puedes librar de ella, es el momento perfecto para escoger seguro. El seguro que más ventajas te ofrezca, según tu situación.

Si vienes de otra compañía y quieres saltarte la carencia, puedes hacerlo contratando tu seguro con Adeslas, Asisa y Sanitas, entre otras grandes aseguradoras. Si lo haces a través de Acierto.com te podrás beneficiar del mejor precio del mercado. Porque los acuerdos que mantenemos con aseguradoras como las citadas nos permiten ofrecerte descuentos exclusivos. Sin renunciar a las mejores condiciones ni a las mejores coberturas.

Entra ya en nuestro comparador de seguros de salud y haz tu comparativa. En la parrilla de resultados podrás consultar el precio, las coberturas y la valoración de cada póliza, realizada por nuestros expertos. Pero también solicitar asesoramiento a uno de nuestros agentes para que te informe exhaustivamente sobre la carencia en el seguro médico que te interese.

Carencia en el seguro médico

Preguntas frecuentes sobre carencia en el seguro médico

Aunque esperamos haber abordado todos los aspectos de la carencia en el seguro médico, aún puedes tener alguna duda. No te pierdas esta sección en la que damos respuesta a las preguntas más frecuentes sobre el tema.

O llámanos si necesitas aclarar algo más. Estamos disponibles de lunes a viernes, de 09:00 a 21:00 horas. También puedes dejar tu número a través del comparador para que un agente se ponga en contacto contigo lo antes posible para asesorarte gratis y sin compromiso.

¿Qué pasa con la carencia del seguro médico cuando estás en otro país?

La asistencia en viaje es una de las garantías que las aseguradoras prestan desde el primer día. Los límites son únicamente económicos. Aunque puede que dejen fuera ciertos destinos en los que la sanidad es especialmente costosa.

En el caso contrario, si no eres español ni europeo y pretendes viajar a este continente, necesitarás un seguro médico internacional carencias para poder obtener la Visa Schengen. En estos casos, el seguro no debe tener carencia ni límites económicos: debe cubrir el 100 % de los gastos. El objetivo es garantizar que los turistas no supongan un gasto extra a la sanidad pública.

¿Hay carencia si tengo una urgencia?

En casos de urgencia vital la carencia se elimina. Aunque aún no lleves el tiempo suficiente en la compañía para ser hospitalizado o ser asistida en un parto, la Ley 50/1980, de 8 de octubre, sobre Contrato de Seguro, te ampara. En su artículo 103 afirma que “los gastos de asistencia sanitaria serán por cuenta del asegurador, siempre que se haya establecido su cobertura expresamente en la póliza y que tal asistencia se haya efectuado en las condiciones previstas en el contrato”. Y aclara: “En todo caso, estas condiciones no podrán excluir las necesarias asistencias de carácter urgente

¿Qué diferencia hay entre el período de carencia y el período de exclusión?

La diferencia está en la garantía de cobertura. El período de carencia solo implica esperar algún tiempo para poder acceder a ciertos servicios. Pero estos están garantizados. El período de exclusión se establece sobre la asistencia médica en ciertos supuestos. Implica que, si la enfermedad se diagnostica durante el período de exclusión, el asegurado no recibirá asistencia médica por complicaciones derivadas de esta enfermedad durante toda la vigencia del seguro.

Actualizado el 30/10/2023 por el equipo de redacción de acierto