Comparador de Seguros Salud

Seguro Medico

Comparar seguros medicos es clave para contratar el mejor seguro para tu salud

el seguro medico es vital
Analiza y compara antes de tomar una decisión

Cada vez más españoles deciden contratar un seguro médico por las enormes ventajas que ofrece respecto a la asistencia sanitaria pública. El trato personalizado, la ausencia de listas de espera, el acceso a determinados tratamientos –impensables en la sanidad pública- son factores clave en este sentido, pero hay que tener cuidado porque no todas las pólizas ofrecen las mismas coberturas.

Para encontrar el mejor seguro medico hay que hacer frente a un importante cúmulo de información que puede desalentar al usuario que desea asesorarse sobre el tema. Por este motivo ponemos a tu disposición un servicio gratuito con el que podrás obtener una comparativa de seguros médicos personalizada y contar con el asesoramiento de un equipo de profesionales en la materia, que resolverá todas tus dudas y te ayudará a contratar el seguro de salud que mejor se ajuste a sus necesidades.

¿Qué cubre un seguro médico?

Las pólizas de cuadro médico más básicas suelen cubrir la atención primaria y excluir la hospitalización. Esta atención comprende desde la medicina general y de especialista -incluyendo en algunos casos terapias de medicina alternativa-, los servicios de ATS y enfermería –en ocasiones también a domicilio, según la póliza y la compañía-, y el acceso a medios de diagnóstico avanzados, con segunda opinión médica internacional, hasta la atención incluso en el extranjero. Son las pólizas más esenciales, y también las más asequibles.

Las pólizas más completas cubren todas estas prestaciones, además de la asistencia hospitalaria, y otros servicios como el seguimiento del embarazo y la asistencia en el parto, algunos tratamientos especializados, planificación familiar o chequeos médicos anuales -tales como revisiones ginecológicas-, entre otros. Es importante comprobar que nuestras necesidades médicas van a estar satisfactoriamente cubiertas con la póliza que escojamos.

Prestaciones complementarias

Las coberturas descritas más arriba son las más habituales al contratar un seguro de salud. Pero, además, muchas aseguradoras ofrecen otros servicios que, o bien pueden contratarse opcionalmente, o puede accederse a ellos a unos precios más asequibles o beneficiándose de descuentos.

Tal es el caso de los seguros dentales, que suelen contemplarse como opcionales en la contratación de un seguro médico, y de otros productos más punteros e innovadores, como la reproducción humana asistida, la cirugía láser o, mucho más novedosa, la criopreservación de las células madre del cordón umbilical. Este servicio comienza a ser habitual en la oferta de las aseguradoras, que mantienen conciertos con empresas especializadas, ofreciendo a sus asegurados la posibilidad de acceder a él, a un precio más asequible.

Aspectos a tener en cuenta antes de contratar un seguro médico

Además de las prestaciones y coberturas que nos ofrecen las pólizas, debemos fijarnos en los detalles, no menos importantes, relacionados con el funcionamiento de cada aseguradora.

Hay que comprobar si el uso de la tarjeta sanitaria privada conlleva el abono de copagos, esto es, una pequeña cantidad, que suele ser a partir de 1 ó 2€ -en función de la aseguradora y del tipo de servicio- cada vez que hacemos uso de dicha tarjeta. Otras funcionan con talonarios, que también tienen un coste. Si queremos ahorrarnos estos copagos, deberemos acudir directamente a las aseguradoras que los han eliminado. Sin embargo, hay otras condiciones que son comunes a todas las compañías, como los períodos de carencia. No basta contratar un seguro médico para disfrutar desde el principio de todos sus servicios. Para muchos de ellos, se establece un tiempo desde la contratación hasta que el cliente pueda usarlos, aunque en la mayoría de compañías no se tienen en cuenta estos períodos en caso de urgencia vital. En cuanto a las primas, muchas aseguradoras ofrecen descuentos si se abonan anual o semestralmente, e incluso algunas facilitan el fraccionamiento de éstas, o bien nos permiten el aplazamiento de los pagos, en caso de pérdida de empleo, o incapacidad laboral.

Finalmente, uno de los aspectos más importantes consiste en consultar el cuadro o la guía médica de cada entidad, para cerciorarnos de que encontraremos la asistencia que buscamos, ya sea la de nuestro médico habitual, o la de un centro especializado, si así lo requerimos.

Valoración de
Acierto.com:
9.2 / 10 - Basado en 175 opiniones a través de Ekomi