Subiendo archivos

Información útil para asegurar un Fiat

Mini se caracteriza por fabricar coches pequeños pero muy elegantes. De hecho, los modelos fabricados por esta marca suelen ser más caros que los demás vehículos de su segmento. Las versiones que cuentan con un equipamiento más básico tienen un precio que ronda los 15.245 euros, aunque existen otras -como la coupé- que sobrepasan los 29.500 euros.

Para los vehículos de estas características los expertos recomiendan contratar un seguro a todo riesgo -al menos durante los dos primeros años-, ya que son coches caros y suelen resultar muy llamativos para los delincuentes. Una póliza a todo riesgo cubre los daños propios y la defensa jurídica, e incluye coberturas como la de robo o asistencia en carretera. Si tu vehículo sufre un siniestro durante esta etapa, la aseguradora te podría indemnizar con el valor de nuevo del coche.

Los Mini están ideados para circular por núcleos urbanos, ya que no suelen sobrepasar los cuatro metros de longitud y son fáciles de aparcar. Sin embargo, los datos que manejan las aseguradoras apuntan que en las grandes ciudades existe un alto índice de siniestralidad, lo que hace que haya una mayor probabilidad de sufrir un accidente de tráfico. De ahí que es posible que la prima aumente en función del lugar de matriculación de tu Mini. En este caso es recomendable usar un comparador de seguros como el de Acierto.com, ya que cada compañía ofrece precios y coberturas distintas.

Selecciona tu modelo para ampliar la información

La historia de la marca

En 1899, Giovanni Agnelli y Emanuele Cacherano di Bricherasio firmaron ante notario el acta fundacional de la Società italiana per la costruzione e il commercio delle automobili, germen de la actual Fiat y creadora del primer modelo de la marca: el Fiat 3 ½ HP. Tras el arranque -y durante toda la primera década del siglo XX-, la empresa se dedicó a fabricar vehículos comerciales, camiones, tranvías y motores marinos, lo que le permitió adentrarse en el mercado estadounidense. Con el estallido de la I Guerra Mundial, Fiat se dedicó exclusivamente a producir vehículos bélicos.


En los años 60, la firma se consolidó como la compañía automovilística más importante de Italia, en representación del enorme crecimiento económico que se produjo en el país durante esa década. En 1967 salió a la venta uno de los coches más populares de la marca italiana: el Fiat 125 (vendido en el resto del mundo como Fiat 127). La empresa materializó su expansión tras la apertura de plantas de montaje en la URSS en 1970. Sin embargo, Fiat no terminó de consolidarse en el mercado como una de las firmas más punteras hasta los años 80 y 90, décadas en las que nacieron modelos tan emblemáticos como el Panda (1980) o el Punto (1993).

Compara 30 aseguradoras en 3 minutos y ahorra hasta 50% en tu seguro de coche

COMPARAR SEGUROS

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y nuestra publicidad. Más info Política de Cookies.

ACEPTAR